José Mourinho es el actual entrenado de la Roma de la Serie A. (Foto: Agencias)
José Mourinho es el actual entrenado de la Roma de la Serie A. (Foto: Agencias)
Redacción EC

José Mourinho es uno de los entrenadores más polémicos, pero también, de los más conocidos por los logros obtenidos con distintos equipos que dirigió. El portugués brindó una entrevista para ‘L’Osservatore Romano’ en la que se refirió a la guerra de Rusia sobre Ucrania y a la actualidad de la Roma.

El técnico, ex de Real Madrid, Chelsea, Inter de Milan o Manchester United, entre otros, mostró su faceta más personal en una extensa entrevista con el cardenal José Tolentino de Mendonça Mourinho no solo habló de fútbol, también dio a conocer su faceta más oculta, sus pensamientos sobre la guerra con Ucrania y su relación con Dios.

“Creo que la guerra en Ucrania es un fracaso humano antes que político. Es un fracaso brutal, es la pérdida de principios o el no desarrollo de los mismos, es la evolución del pensamiento humano en la dirección equivocada, lo que es fundamental y lo que es menos. Es algo difícil de explicar. Es un fracaso a todos los niveles de la humanidad: es nuestro fracaso”, dijo sobre la invasión rusa a Ucrania.

El entrenador ‘giallorossi’, que ahora lucha por mantener la quinta plaza e intenta asaltar la cuarta, última de acceso a la Liga de Campeones, explicó cómo ve el fútbol actual, del que piensa que “tiene una faceta cruel”.

“Pagas por tus errores. Si yo cometo un error, lo pago con el despido. Si un jugador comete un error, lo paga con no jugar. Hay algo cruel en ello, pero no podemos dejar que la naturaleza de nuestro trabajo se superponga a lo que somos como personas. Intento ayudar a los demás y a mí mismo a ser mejores. Una cosa que me cuesta aceptar es el desperdicio de talento, es algo que todavía, después de 30 años de fútbol, me cuesta aceptar”, dijo Mou.

“Hay algo cruel en el deporte de alto rendimiento, especialmente en el fútbol, que es el deporte más industrializado a todos los niveles”, concretó el entrenador luso.