Zlatan Ibrahimović liquidó el partido a favor del AC Milan. (Foto: Miguel Medina/AFP)
Zlatan Ibrahimović liquidó el partido a favor del AC Milan. (Foto: Miguel Medina/AFP)
Redacción EC

Zlatan Ibrahimović reapareció este sábado como titular con el AC Milan contra Bologna tras superar su lesión y tuvo la consigna de mantener a su equipo en los primeros lugares de la Serie A. Pese a que marcó el primer autogol en su carrera, según información de MrChip, los ‘Rojinegros’ vencieron por 4-2.

Su primera intervención clave fue a los 16′, cuando habilitó a Rafael Leao con un pase magistral pase para el 1-0. A los 35 minutos, Davide Calabria aumentó el marcador para los ‘Rojinegros’, que se fueron al descanso 2-0 arriba y en superioridad numérica, debido a la expulsión de Soumaoro (20′).

Al regresar, cuando parecía que sería un verdadero banquete para el elenco dirigido por Stefano Pioli, Ibrahimović anotó en propia puerta en una jugada muy confusa. “Con 40 años recién cumplidos, 957 partidos oficiales a sus espaldas y 565 goles, Zlatan Ibrahimovic acaba de marcar el primer gol en propia meta”, escribió MisterChip.

Tras adelantar sus líneas, Bologna consiguió emparejar el marcador a los 52′ por intermedio de Musa Barrow, pero seis minutos después salió expulsado Soriano para los locales. A los 80′, la experiencia de AC Milan pesó sobre el campo e Ismael Bennacer marcó el 3-2.

Zlatan Ibrahimović no deseaba que su última imagen el partido sea el de un rostro desencajado por meter un autogol. Por eso, liquidó el encuentro a los 90′ luego de colocar el balón en la parte derecha del arquero.

Con este resultado, AC Milan se posiciona como líder en la Serie A con 25 puntos. Aunque a la espera de lo que hará el Napoli (24 unidades) contra la Roma este domingo 24 de octubre. El próximo partido de los ‘Rojinegros’ será ante el Torino el martes.