Gales goleó 3-0 a Rusia y pasó a octavos como líder del Grupo B
Redacción EC

Gales logró un histórico boleto a octavos de final de la Eurocopa 2016, este lunes en Toulouse en el cierre del Grupo B, con un goleada 3-0 a Rusia, que se marchó del torneo dejando únicamente como recuerdo los actos vandálicos de sus hinchas.

Gales selló su pase con tantos del volante Aaron Ramsey (11), del lateral izquierdo Neil Taylor (20), y de su astro Gareth Bale (67), recuperándose rápidamente de la caída en el derbi británico sobre la hora ante Inglaterra (1-2).

Los galeses finalizaron primeros de la llave con seis puntos, seguidos por Inglaterra con cinco, tras su 0-0 en Saint Etienne contra Eslovaquia, que quedó tercera con cuatro unidades y a la espera de ser uno de los mejores cuatro terceros de las seis llaves.

Rusia se marchó como cuarto con un punto y un enorme fracaso a cuestas de cara a 'su' Mundial de 2018, para el que tendrá que reconstruir su equipo.

Al terminar primero, Gales chocará en segunda fase ante al mejor tercero de las llaves A (Albania), C (por ahora Irlanda del Norte) o D (hasta hoy República Checa).

Así jugaron:

Gales: Hennessey, Gunter, Chester, Williams, Taylor, Davies, Ledley, Ramsey, Allen, Vokes, Bale.

Rusia: Akinfeev, Smolnikov, Ignashevich, Berezutski, Kombarov, Glushakov, Mamaev, Smolov, Shirokov, Kokorin, Dzyuba.

AFP

PREVIA

El delantero del Real Madrid ha sido la inspiración de Gales en el inicio de la Eurocopa, marcando un tanto en la victoria en el primer partido contra Eslovaquia (2-1) y otro en la derrota frente a Inglaterra (2-1).

Gales ocupa el segundo puesto en el Grupo B, con un punto menos que el líder Inglaterra por lo que tiene posibilidades de clasificarse a octavos.

Eslovaquia, que tiene tres puntos y se juega el lunes su clasificación contra los Pross, está empatado con Gales, mientras que Rusia es última con uno.

Una victoria de Gales en Toulouse, donde hay grandes medidas de seguridad para evitar escenas de hooliganismo como las vividas entre hinchas ingleses y rusos en Marsella, le permitiría lograr la clasificación directa, pero incluso una derrota le podría servir para pasar como uno de los cuatro mejores terceros en los seis grupos.

Bale, que marcó con tiros libres contra Eslovaquia e Inglaterra, afirmó que Gales está preparado para el partido contra Rusia.

"Obviamente, tras el partido contra Inglaterra estábamos muy decepcionados, especialmente al perder con un gol al final", afirmó el jugador del Real Madrid.

"Pero tenemos que olvidarlo. Ya es pasado. Nuestro destino está en nuestras manos, y si me hubieran dado esta posibilidad al inicio de la competición, la habría tomado", añadió Bale.

(Fuente: AFP)


LEE MÁS SOBRE...