Jerónimo Pimentel

La cuarentena recluye a los aficionados y, a la vez, los priva de su alimento favorito: el fútbol por televisión. Para el hincha, el aislamiento forzoso produce un síndrome de abstinencia muy difícil de paliar. El deporte en vivo no tiene sustituto evidente, pero hay algunas prácticas recreativas que pueden ayudar. Aquí algunas:

1. Aproveche Netflix.

Dentro de las películas recomendables para los adictos al balompié, se encuentran “Verano del 92”, filme que aborda la historia de la selección danesa que ganó la Eurocopa; “Anelka, el incomprendido”, sobre el díscolo delantero galo; “El día perfecto”, documental que recoge cómo Francia vivió la final del 98; y “Del Sunderland hasta la muerte”, docuserie que explora los altos y bajos del sufrido club de la Premier League, siempre al borde del descenso. Si no cuenta con Netflix, puede encontrar en You Tube una joya en estreno: la película oficial del Mundial ruso. Búsquela en el canal de la FIFA.

2. Invente juegos

A Gianfranco Hereña (@GianfrancoHR) se le ocurrió la siguiente pregunta: “Tiro libre en el último minuto del repechaje para ir al Mundial. Vas 0-0. ¿A quién se lo das?”. Las respuestas posibles eran Cueto, Solano y Guerrero. Otras variantes para explorar: elija al mejor ‘10’ que vio en su vida; quién es el mejor jugador que alguna vez se puso la camiseta de su club favorito; arme el mejor 11 posible con jugadores en activo de la Libertadores; etc. La idea, siempre, es tratar de argumentar la respuesta y salir del simple gusto.

3. Enséñeles a sus hijos de dónde viene la alegría

Por ejemplo, busque en Internet el baile de Malásquez a Bossio, la doble cuchara de Uribe a los franceses en el Parque de los Príncipes o los goles de Barbadillo en el Avellino. La generación que toma como normal hacer podios en la Copa América y clasificar a un Mundial no necesariamente sabe cuáles son los ladrillos que crearon la tradición que sostiene el edificio futbolístico nacional.

4. Disfrute el arte de la narración

Escuchar a Daniel Peredo cantar el gol de Fano-Vargas es un deleite que eriza la piel cuantas veces se repita. Es necesario volver cada tanto al lirismo alucinado de Víctor Hugo Morales cuando acompañó el gol del siglo, pero también se pueden encontrar otras formas de explotar. Escuche, por ejemplo, la excitación del neerlandés Jack van Gelder cuando grita en múltiples tonos y decibeles “Dennis Bergkamp” en un audio que pone en cuestión la supuesta frialdad nórdica. Partidos dignos de repasarse: el mítico final del Leicester vs Watford y el clasificatorio a la Euro de Islandia contra Austria. Nunca está de más volver al ‘Bambino’ Pons: el fútbol y el rock son dos viejos amigos.

Daniel Peredo: 5 narraciones inolvidables de la Selección Peruana [VIDEOS]

5. Practique las celebraciones de los goles que vendrán

La sala y el baño de su casa son los lugares indicados para ensayar las conquistas que mañana se gritarán en el grass artificial y el cemento. Si el miedo al coronavirus ha doblegado a su pudor, pruebe a colgar los ridículos voluntarios en Tik Tok: la fonomímica nunca pasará de moda. A lo mejor la desvergüenza se vuelve viral y pronto verá a su ídolo replicar aquello que nació para vencer al aburrimiento.

VIDEOS RELACIONADOS

Griezmann, delantero de Francia, realizó una infernal carrera por el lado derecho del campo, incursionó en el área de Islandia y definió con clase ante la salida del arquero

MÁS EN DEPORTE TOTAL








TAGS RELACIONADOS