Piero Castañeda (15), Alejandra Vega (15), Sophie Zimmerman (14), Mariagracia Vegas (13) y Diego Riofrio (13) quedaron terceros por equipos en el Mundial 2019 | Foto: Matias Capizzano
Piero Castañeda (15), Alejandra Vega (15), Sophie Zimmerman (14), Mariagracia Vegas (13) y Diego Riofrio (13) quedaron terceros por equipos en el Mundial 2019 | Foto: Matias Capizzano
Leonardo Torres Cueva

En vela, la modalidad de optimist está enfocada para chicos entre los seis y quince años. Con esa edad, hablar de campeonatos del mundo, títulos y metas competitivas podría ser prematuro; sin embargo, ello no es una ley para los chicos del equipo peruano. Alejandra Vega (15), Piero Castañeda (15), Sophie Zimmerman (14), Mariagracia Vegas (13) y Diego Riofrio (13) quedaron terceros por equipos en el Mundial 2019 que se disputó en Antigua y Barbuda. No obstante, no se detienen y sueñan en grande: Juegos Olímpicos, campeonatos mundiales y podios en más competencias.

Este equipo se formó en el Club Regatas de Lima. Todos fueron inducidos por sus padres, pero no por herencia, fue por amor al mar. Los cinco chicos cuentan con distintas metas y apuntan a perfeccionar la técnica para conseguir mejores resultados.

El equipo peruano de optimist obtuvo el tercer lugar en el Mundial 2019 | Foto: Agencias
El equipo peruano de optimist obtuvo el tercer lugar en el Mundial 2019 | Foto: Agencias

Piero Castañeda

El capitán del equipo, por su edad (15), ya abandonará la categoría de optimist y pasará a laser, categoría olímpica de vela. Pese a su juventud, es muy centrado y tiene las metas y responsabilidades claras. “Si llegué a comprender lo que significaba representar al país a nivel mundial, pesa pero lo tomé con mucha responsabilidad, quería dejar al país en alto”.

Encontró la motivación en el sudamericano y dio lo mejor de sí en el Mundial: consiguió quedar en el puesto 20 en la tabla general. Asimismo, siempre tuvo en mente el podio en la clasificación por equipos, ya que “consideraba que era factible conseguir un tercer lugar”. Si bien la diferencia entre los primeros cinco lugares fue mínima, el capitán expresó que se alejaron de la medalla de oro por pequeños detalles. “Quizás debimos entrenar un poco más”, reflexionó.

Ya en laser, su próxima categoría, ya tiene sus metas trazadas y luchará por ello: “Quiero llegar a los Panamericanos o Juegos Olímpicos. Aún no me he medido internacionalmente, pero esa es la consigna”.

Alejandra Vega

Describe el Mundial como “una de las experiencias más lindas” y se ilusiona con un futuro prometedor. Así como el resto del equipo, siempre expresó que confiaban en sus chances de conseguir una medalla en la competencia mundial. Pese a no haber encontrado la fórmula ideal para equilibrar la vida estudiantil y deportiva, no pierde la sonrisa y las ganas de mejorar en el deporte que ama.

Pese a conseguir el tercer lugar en el Mundial, no se quedó conforme: “Me quedé picona porque sabía que podíamos obtener un mejor lugar. Fueron pequeños detalles que debemos mejorar”.

Sobre su futuro, Alejandra indicó: “Quiero competir en laser, intentaré entrar al Mundial. Este año comenzaré a competir a fin de año, espero que me vaya bien”.

Sophie Zimmerman

Tras clasificar al Mundial, hizo una preparación física especial debido a las dificultades que presentaba Antigua y Barbuda: “Sabía que había mucho viento, necesitaba entrenar más, tres veces por semana”. Soñó con el certamen por muchos meses y mostró un gran desempeño en el agua. “No podía sacármelo de la cabeza, esperaba competir con ansias”.

El tercer lugar la dejó tranquila pero no conforme. A su juicio, fueron perjudicados: “En la regata contra Italia no corrí, lo vi desde afuera, creo que los jueces no cobraron lo correcto”.

Tras obtener la medalla de bronce, Sophie piensa en grande: “Quisiera clasificar al Mundial de Laser. Confío en mí y sé que puedo lograrlo. Nunca me vi en un Mundial pero ahora sé que puedo más”. No contenta con ello, también expresó su anhelo de clasificar a un Juego Olímpico.

Mariagracia Vegas

Pese a su edad, asumió de la mejor manera la responsabilidad de representar al país. Supo equilibrar los estudios con los entrenamientos y su esfuerzo dio sus frutos. Su personalidad le permitió abstraerse de la presión y encarar de la mejor manera el Mundial.

Pese a que buscó una mejor ubicación individual, quedó conforme con lo hecho a nivel grupal. Actualmente, está enfocada en la clasificación al Mundial y quedar entre los cinco mejores. Asimismo, expresó su máximo anhelo: “Quisiera que la flota crezca para que haya más competencia y mejore nuestro nivel internacional. Quisiera crecer en láser y competir a nivel internacional”.

Diego Riofrio

Pese a ser el menor del equipo, presenta una madurez propia de una persona mayor. Los nervios no lo traicionaron y completó un buen Mundial. La inexperiencia no fue un factor determinante que lo limite en su performance.

“Ya estaba acostumbrado a la presión, sabía que me costaría bastante, pero me gustan los retos”, expresó. Piensa que fue una experiencia enriquecedora que lo ayudará para el futuro, a pesar de no tener las metas claras: “Pienso navegar en laser pero aun no estoy muy seguro, no soy muy alto, eso me limita”.

No te pierdas