Entrenador Marcelo Méndez indicó que tiene determinación y los objetivos claros. (Foto: AFP)
Entrenador Marcelo Méndez indicó que tiene determinación y los objetivos claros. (Foto: AFP)
Redacción EC

La selección argentina masculina de voleibol venció 3-2 a Italia en los Juegos Olímpicos Tokio 2020, y se metió a semifinales, luego de 21 años. El equipo sudamericano se impuso por parciales 21-25, 25-23, 25-22, 14-25 y 15-12 en un disputado partido.

“Fue una prueba de carácter para este equipo porque esto es algo que venimos buscando y peleando hace muchos años. Esto lo logramos como equipo y estamos muy felices”, indicó Facundo Conte, receptor punta del seleccionado argentino.

Por su parte, el entrenador Marcelo Méndez, señaló: “Este grupo tiene los objetivos muy claros y este es el resultado que estos jóvenes vinieron a buscar: pelear por una medalla”.

Tras arrancar sufriendo la potencia del servicio de los italianos en el primer parcial, los Albicelestes corrigieron ese defecto, tuvieron buen apoyo y Luciano De Cecco armando para Facundo Conte y Ezequiel Palacios provocaron la remontada.

Con el 2-1 a favor, los argentinos volvieron a sufrir la presión del vigente subcampeón olímpico Italia, que reaccionó con firmeza y pareció despertarse para en la recta final del encuentro, sobre todo de cara al tie break.

Sin embargo, el bloqueo sudamericano subió el nivel, el ataque de Bruno Lima, Sebastián Sole y Conte empujaron a Argentina a meterse otra vez en semifinales, la primera vez desde Sídney-2000 y soñando con su primera medalla, la que sería la segunda para Argentina tras aquel histórico bronce de Seúl-1988.