Transformalización digital
Transformalización digital
Marcela Mendoza Riofrío

La no se trata solo de implementar nuevas herramientas tecnológicas y tener procesos digitales, sino de ver quién es el cliente y cuáles son sus necesidades para adaptarse a ellas y poder atenderlo como desea, explicó Leandro Peralta, ejecutivo de IBM que participó del ciclo de conferencias Perú Digital 2017 organizado por la Cámara de Comercio de Lima (CCL).

Según Peralta, las industrias hoy en día tienen que concentrarse en entender las experiencias de vida del ser humano que compra sus productos para poder lograr una empatía que permita darle el servicio y producto que busca. “Hay que ponerse en sus zapatos” y valerse de las herramientas tecnológicas disponibles para lograrlo, y no al revés, puntualizó.

El usuario hoy está hiperconectado, usa su smartphone para todo y se mueve a un ritmo vertiginoso, pues quiere todo al instante. La empresa tiene que transformar su cultura y empezar a pensar y moverse de acuerdo a dicho consumidor si quiere subsistir, enfatizó.

Para el 2018, agregó, las empresas que sepan atenderlos tendrán 30% más ventas que aquellos que no evolucionen y para el 2020 simplemente desaparecerán del mercado quienes no se hayan transformado.

El cambio cultural exigido a las organizaciones no es algo aplicable solo a las grandes trasnacionales que operan en Europa o Norteamérica, sino que es un reto actual para todo actor del mercado local, añadió Sacha Raskine, gerente de productos digitales de Mastercard. El 70% tiene hoy un smartphone y gracias al Wi-Fi o a un plan de datos está conectado a Internet y espera un tipo de servicio inmediato.

Todavía es solo un 25% el que usa su teléfono para pagos o compras, agregó, pero este tipo de transacciones crecen en forma vertiginosa (tres veces mas rápido que otras) sobre todo para operaciones de montos pequeños. Si las empresas no les siguen el paso, no ofrecen soluciones útiles y se adaptan a sus nuevas necesidades en los procesos de compras perderán a dichos clientes, resaltó.

EXPERIENCIAS VIVAS
La tecnología disponible permite mejorar sustancialmente las experiencias de compra y consumo, tal como se puede ver en diversos negocios alrededor del mundo, solo basta decidirse a implementarlas, resaltó Raskine. ¿una tienda donde se compra cargando ítems al celular y no necesitas hacer cola en una caja? Ya hay un prototipo de Amazon que lo hace en uno de sus locales. ¿un auto que se conduce solo? Ya son una realidad disponible. Solo falta que los distintos negocios saquen provecho a estas herramientas con el fin de mejorar el servicio a sus clientes y atender sus necesidades de personalización de la oferta, agregó Juan Fernando Maldonado, gerente de activos en BBVA Continental.

Mirando hacia el cliente, y valiéndose de la inteligencia artificial y los objetos interconectados (IOT), los beneficios no solo se ven en unas mayores ventas, sino en optimización de los procesos productivos y ahorros en costos, explicaron. Como ejemplo se citó desde medir el tiempo de caminata de las vacas para lograr una mejor calidad de la carne hasta optimizar la ruta dentro de las minas para reducir tiempos muertos.

Lee más noticias de Economía...