En el 2019 se redujo la importación de smartphone a un ritmo más pronunciado del registrado en el 2018. (Foto: Antutu)
En el 2019 se redujo la importación de smartphone a un ritmo más pronunciado del registrado en el 2018. (Foto: Antutu)
Marcela Mendoza Riofrío

Los estuvieron lejos de recuperarse en el 2019. Las importaciones de equipos volvieron a caer por segundo año consecutivo, pero esta vez de una manera más pronunciada.

Renato Cava Miller, analista de Dominio Consultores, informó que las importaciones de smartphones en el 2019 ascendieron a 6,9 millones, cifra que es 16,5% menor a los 8,35 millones reportados en el 2018.

Este resultado refleja también un pronunciamiento de la caída, pues en el 2018 ya se había reportado una baja, pero en aquella oportunidad fue solo de 10%. En el 2017, valga recordar, importábamos 9,36 millones al año, es decir alrededor de 2,4 millones de teléfonos menos.

En términos de valores también se ha sentido el bajón. Según Cava Miller, el 2019 se importaron US$1.013 millones, lo cual es 1,6% menos de lo registrado en el 2018. Esta inusual caída de un punto porcentual en valores ya se había advertido en el reporte del primer semestre.

Lejos quedaron los reportes anuales en donde lo usual era crecer alrededor del 20% anual. Han sido cinco años de expansión del producto que se han visto frenados desde el 2018, cuando los analistas advirtieron que se había entrado a una meseta propia de la madurez de la categoría.

Fernando Grados, director de Dominio Consultores, explica que existen varias razones para esta figura. Estamos siguiendo la tendencia del mercado global y regional a la baja en el consumo, pero acá está más pronunciada no solo por la desaceleración económica, sino también por la reducción de los subsidios de equipos de gama alta por parte de los operadores móviles. A ello hay que sumar un retraso en la renovación.

Cuando Donald Trump impide que operadora de telefonía venda celulares Huawei en Estados Unidos se inicia la crisis global de la marca china.
Cuando Donald Trump impide que operadora de telefonía venda celulares Huawei en Estados Unidos se inicia la crisis global de la marca china.

El volumen de usuarios de sigue creciendo a una tímida tasa (3%) por lo que aun queda espacio para ganar nuevos usuarios, tal como reveló un estudio de Ipsos el año pasado, pero estos no necesariamente acceden al mercado formal. Además de los celulares “heredados” de padres a hijos, o viceversa, está la venta de segunda mano en el mercado informal, incluidos los equipos robados.

LA RESISTENCIA DE HUAWEI

Uno de los eventos más impactantes en el mercado de smartphones del año pasado giró en torno a la prohibición de comercialización con Huawei por parte de la administración de Trump en Estados Unidos. En medio de la negociación de nuevos aranceles con China, la marca ingresó en una lista de prohibición suspendida por tres meses -y luego tres meses más y así- que le afectó en todo el continente.

En el Perú, Huawei traía un ritmo de crecimiento sostenido muy dinámico que le había permitido pasar del 1,9% de participación de mercado en el 2011 a un 14,1% en el 2015, solo un punto porcentual menos que el líder del mercado, la coreana Samsung. Para el cierre del 2018, según los reportes de Dominio Consultores, tenía el 25,7% de participación y seguía un punto porcentual por debajo de la coreana. En valores llegó incluso a superarlo.

Con el evento Trump, la marca entró en un escenario de incertidumbre que frenó su ritmo de crecimiento, pues no había seguridad sobre si es que continuarían empleando las aplicaciones de Google en sus . Fernando Grados, director de Dominio Consultores, advirtió en su momento que esto afectaría los ideales de la marca china de destronar a la coreana y, si bien no sería tan grave como para desaparecer del mercado, sí se acentuaría la distancia de su principal rival.

Las predicciones se cumplieron. Huawei ha cerrado el año manteniendo su segundo puesto, detrás de Samsung, pero con 14 puntos porcentuales de diferencia en unidades y 13 en valores. Sus embarques cayeron 22%, más que el promedio del mercado, mientras la coreana no desperdició la oportunidad y creció un 20%, informó Cava Miller.

Xiomi ingresó con fuerza al mercado peruano el año pasado. (Foto: Xiaomi)
Xiomi ingresó con fuerza al mercado peruano el año pasado. (Foto: Xiaomi)


El resto de competidores de gama media, como Motorola, no lograron revertir estas tendencias y aprovechar la caída de la marca china. En la gama alta, el mejor parado en esta ecuación fue Apple, pues cerró el 2019 con un alza en unidades del 48,7%. En valores creció 40% al llegar a los US$188,7 millones.

El 2019 también se caracterizó por el ingreso fuerte de otra marca china: Xiomi. La apertura de sus tiendas y el empuje comercial desplegado le permitió crecer 823% y obtuvo el sexto lugar del mercado con un 2% de participación. Nokia, quien fuera en el 2018 la sorpresa al tener un salto del 606%, no logró destacar e importó solo 13.600 smartphone en el 2019.

TAGS RELACIONADOS