El modelo de APP canadiense que Pro Inversión busca
El modelo de APP canadiense que Pro Inversión busca
Gonzalo Torrico

Esta semana representantes de sostuvieron reuniones con Mark Romoff, presidente del Consejo Canadiense de Asociaciones Público-Privadas, para conocer el modelo de inversión en infraestructura que opera en Canadá. 

Estos encuentros se dieron dentro de los 240 días que la agencia estatal se ha tomado para reestructurarse, en medio del fenómeno de El Niño costero –que presenta desafíos para reconstruir el stock de capital destruido o dañado– y el Caso Lava Jato.

“En Canadá tuvimos situaciones similares [de desastres naturales]”, dice el experto, refiriéndose a las inundaciones e incendios ocurridos en Alberta unos años atrás y que exigieron una reconstrucción de emergencia.

“Entiendo sus preocupaciones [sobre la corrupción], pero si se estructuran bien los proyectos, se aseguran de qué se quiere encargar al sector privado y se garantizan procesos justos y transparentes, pueden reducir esa probabilidad”, observa.

EL RIESGO DEL PRIVADO
“Estamos en etapas diferentes”, anota Romoff al comparar el Perú con Canadá, que ya tiene 25 años desarrollando este tipo de proyectos. En sus inicios, el país norteamericano recogió las que consideró las mejores prácticas de APP del Reino Unido y Australia para adaptarlas a su realidad. Hoy, los proyectos bajo esta modalidad contractual ya suman 253.

Romoff destaca que el Gobierno Canadiense contrata una asesora imparcial para que asegure que todos los postores sean tratados de la misma forma y que nadie “entre por la puerta de atrás”. Además, el riesgo de verdad es trasladado al sector privado, insiste. “Algunas veces, los proyectos tienen algunos problemas y terminan costando mucho más dinero. La ventaja del modelo es que el Estado no debe pagar por eso. El privado ha asumido el riesgo de ese costo superior a lo presupuestado”, anota. Así, las malas noticias para el inversionista son buenas cuando demuestran lo que el Estado pudo perder.

El especialista reconoce como una “muy buena jugada” que ahora Pro Inversión recoja toda la responsabilidad por los proyectos de infraestructura y se posicione como el único punto de contacto para la comunidad de inversionistas.
A medida que se mejore el modelo, atraerá a más competidores, con mejores ofertas e innovaciones, finaliza.

Lee más noticias de Economía...