"Hay poco detalle en el documento sobre los mecanismos concretos que se aplicarán para ejecutar las propuestas". (Foto: GEC)
"Hay poco detalle en el documento sobre los mecanismos concretos que se aplicarán para ejecutar las propuestas". (Foto: GEC)
María Rosa Villalobos

Aunque en junio, antes de ser parte del Ejecutivo, el hoy ministro de , , indicó a El Comercio que el aumento de la tasa del Impuesto a la Renta (IR), del Impuesto General a las Ventas (IGV) e incluso la creación de un impuesto al alto patrimonio no estaban considerados en la propuesta de gobierno; hoy la situación es significativamente distinta.

En las poco más de 70 páginas del pedido de facultades legislativas en materia tributaria, queda bastante claro que el objetivo es aumentar la jalando de aquí y de allá. Y es que el documento es bastante amplio en cuanto a los temas que aborda. Entre los principales ejes temáticos incluidos se encuentran la modificación del IR, del IGV y del Impuesto Selectivo al Consumo (ISC); gravar a las plataformas que conforman la economía digital, especialmente las de ‘streaming’; el cambio del régimen fiscal minero, de la Ley de Tributación Municipal y del código tributario; así como ampliar el área de acción del Banco de la Nación.

MIRA: MEF sobre reforma tributaria: No es cobrarle a los que siempre pagan, sino a los que evaden impuestos

Sin embargo, hay poco detalle en el documento sobre los mecanismos concretos que se aplicarán para ejecutar las propuestas, aunque el Ministerio de Economía y Finanzas ha dado ya algunos alcances. En resumen y bajo la lógica explicada por el mismo Ejecutivo, quienes ganan más pagarán más. Un mantra altamente popular, por cierto.

Así, por ejemplo, se busca que quienes tengan rentas por alquiler ya no paguen la tasa del 5%, sino una aún no especificada dentro de una escala progresiva bastante parecida –pero no igual- a la aplicada a las personas que tributan en quinta y cuarta categoría (que va de 8% a 30%). Además, se aplicarían tasas progresivas a vehículos de alta gama, se modificaría la base imponible de las embarcaciones de recreo o yates, se gravaría con IGV a las pólizas de seguros de vida, entre otras.

Si bien el Perú es un país desigual, nuestra clase media es ciertamente amplia y bastante compleja respecto a sus subdivisiones. ¿Quiénes son los que más tienen en el Perú? Sería importante tener más visibilidad de este parámetro porque nuestro país lo conformamos los de arriba, los abajo y los del centro. Una persona de clase media es un ciudadano que registra más ingresos que los que se encuentran en la base de la pirámide, pero este ciudadano tiene dos hijos, un alquiler y un auto modesto: está probablemente bastante lejos de tener excedentes mensuales. Y eso parece entenderlo bien el Gobierno, pues tanto Francke como la presidenta del Consejo de Ministros, Mirtha Vásquez, han indicado que las propuestas enmarcadas en el pedido de facultades legislativas no buscan gravar a la clase media trabajadora.

Si la estrategia del Gobierno es aumentar la recaudación enfocando sus esfuerzos en los que más tienen y ya pagan impuestos, se está aplicando una fórmula que nada tiene de novedosa. Y es que casi no hay propuestas dirigidas al 80% de los ciudadanos (personas naturales) que no tributan. El problema del Estado no está en sus recursos sino en la gestión de los mismos: cómo se gasta y en qué. Para eso último, sabemos, no somos tan eficientes. El tema está ahora en la cancha del Congreso, que esta semana deberá discutir y decidir qué propuestas tendrán luz verde y cuáles quedarán fuera de juego.

TE PUEDE INTERESAR

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más