La implementación de las firmas digitales en algunos trámites es un caso que ejemplifica la digitalización en el país, indicó Erick Iriarte, abogado especialista en la materia. (Foto: Pixabay)
La implementación de las firmas digitales en algunos trámites es un caso que ejemplifica la digitalización en el país, indicó Erick Iriarte, abogado especialista en la materia. (Foto: Pixabay)
Ricardo Guerra Vásquez

Periodista en Economía y Negocios

ricardo.guerra@comercio.com.pe

La llegada de la del al país también ha impactado en la implementación de los procesos de .

El trabajo remoto, las firmas digitales y las reuniones laborales virtuales son algunos casos que lo ejemplifican, indicó Erick Iriarte, abogado especialista en derecho digital. Sin embargo, el experto remarcó que esto no responde a la publicación de nuevas normativas.

“La pandemia ha acelerado este proceso en el ámbito público y privado. En seis meses ha hecho más que 30 años de Internet en el Perú, que es uno de los países con más normativas. Pero los procesos de ejecución eran lentos por alguna razón. No había la necesidad, en cambio ahora sí. No hubo cambios regulatorios, sino operativos”, indicó Iriarte.

En esta línea, el abogado recordó que la normativa para el uso de la firma digital existe hace 20 años, aproximadamente, pero recién su uso se ha masificado. Además, a raíz de este efecto, los profesionales dedicados al ámbito digital son tomados más en cuenta.

MIRA: Imeco: Contracción de la economía peruana se habría desacelerado en julio

“Estamos viendo una aceleración importante. Es como si toda la parte normativa, que se decía estar retrasada, ya estaba ahí y solo faltaba aplicarla”, agregó. “Hoy, los profesionales de la transformación digital son parte del directorio. Antes eran parte del área de soporte técnico”, remarcó.

En efecto, la data previa a la pandemia muestra los rezagos del país en este ámbito.

Por ejemplo, la publicación del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), “El fin del trámite eterno”, da cuenta de que el Perú es el segundo país de América Latina donde más tiempo demanda completar un trámite (8,6 horas), explicado –en parte– porque menos del 5% de estos se puede realizar de forma digital.

El año pasado, la Secretaría de Gobierno Digital de la estimó que los trámites en la administración pública podrían llegar a costar 80% menos vía procesos digitales.

PENDIENTES

Si bien las diversas normativas publicadas en materia de digitalización recién se vienen llevando a la práctica desde hace unos meses, Iriarte apuntó que –aun así– se trata de un hecho “sumamente importante”, pues brinda un norte hacia dónde ir.

El trabajo remoto es una de las muestras de la digitalización en el país, aunque aun se observan rezagos.
El trabajo remoto es una de las muestras de la digitalización en el país, aunque aun se observan rezagos.

Ahora bien, Iriarte indicó que se debe apuntar a fortalecer su institucionalidad, mediante la creación de un ente de la sociedad de la información. Pero –acotó– que esta tarea no debe estar solo a cargo del gobierno, sino que su consejo directivo debe alcanzar al sector privado, la sociedad civil, entre otros.

En tanto, para el corto plazo dijo que urge, por ejemplo, impulsar el uso del dinero electrónico y facilitar mecanismos para la apertura de cuentas bancarias de manera remota.

"Aquí se requiere de la SBS, Osiptel y otros, pero se debe avanzar”, subrayó.