¿Se deben controlar los precios? (Foto: Diana Marcelo / GEC)
¿Se deben controlar los precios? (Foto: Diana Marcelo / GEC)
Redacción EC

El Instituto Peruano de Economía (IPE) advirtió sobre las consecuencias que, de aprobarse, el proyecto de ley sobre especulación de precios generaría en el mercado, como un escenario de escasez.

La Comisión de Defensa del Consumidor del Congreso aprobó por insistencia el proyecto de ley que busca sancionar penalmente a aquellos que realicen supuestos actos de especulación de precios y acaparamiento de bienes.

Esta iniciativa había sido observada por el Ejecutivo, y pone sobre el tapete la discusión sobre el control de precios.

“Es sumamente difícil determinar si un producto se encuentra sobrevalorado ya que su precio responde a múltiples factores como la disponibilidad de insumos, dificultades en el transporte, entre otras condiciones que pueden variar rápidamente en una situación de emergencia”, señaló el IPE en su boletín de discusión sobre la especulación y el acaparamiento.

“Fijar precios arbitrariamente elimina estas señales del mercado cuándo más se necesitan. Además, motiva a los consumidores a comprar en mayor cantidad, lo que genera que muchas familias no logren acceder a estos bienes esenciales durante la emergencia”, añadió.

Es decir, este tipo de medidas generarían escasez, fenómeno que propiciaría el desarrollo de un mercado negro en donde los bienes escasos se vendan a un precio mucho mayor.

No obstante, ante la presencia de prácticas anticompetitivas, el IPE plantea algunas soluciones que no involucren intervenir el mercado.

La primera alternativa es fomentar la competencia en los mercados para reducir el precio de los productos, como aranceles cero a la importación de medicamentos e insumos médicos. Este tipo de medidas, que ya adoptó el MEF, pueden presionar el mercado para reducir los precios, como ocurrió con las mascarillas.

“Finalmente, en el caso específico de los medicamentos, lo más importante es que los establecimientos del Estado se encuentran adecuadamente equipados, dado que proveen aseguramiento a nueve de cada 10 personas en el país”, puntualizó el IPE.