(Foto: GEC)
(Foto: GEC)
Nicolás Castillo Arévalo

Periodista de la sección de Economía y Día1

El ministro de Economía y Finanzas, , destacó la belleza que el país tiene en todos sus rincones, pero reconoció lo difícil que resulta desplazarse hacia ellos debido a la brecha de que tiene el país.

“No tenemos futuro si no mejoramos la competitividad y dentro de ello la infraestructura del país. La geografía no es nada fácil y vencer los obstáculos requiere articularnos”, afirmó durante su presentación en el Perú CEO Impact Summit, organizado por RPP y El Dorado Investment.

► 

► 

Oliva sostuvo que, anteriormente, el país no había sido capaz de elaborar un plan nacional de infraestructura. Sin embargo, este hecho ahora ha sido posible gracias a la articulación de todos los sectores de la economía, incluyendo al privado.

En ese sentido, manifestó que el trabajo no es fácil, dada la magnitud de la brecha de infraestructura. Así, precisó que el Perú necesita alrededor de la mitad de su Producto Bruto Interno (PBI) para acceder a una infraestructura de países avanzados.

“Necesitamos S/363.000 millones para tener la infraestructura de países avanzados. La principal brecha del país es de carreteras”, dijo Oliva.

Cabe destacar que para el cierre de esta brecha se necesitaría 14,3 años de inversión pública destinados exclusivamente a la construcción de infraestructura, según estimaciones de la Unidad de Análisis Económico de El Comercio.

Recientemente, un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) dio cuenta que dejar de invertir en obras de infraestructura puede disminuir los ingresos de los más pobres en 20 puntos porcentuales, en 10 años. Además, en el Perú, la brecha en telecomunicaciones es mayor que África Subsahariana.