Ante la falta de trabajo, muchos crean su propio empleo, aunque sea informal. En Perú le llaman "recurseo" y en Colombia, "rebusque". (Foto: BBC Mundo/Ernesto Benavides)
Ante la falta de trabajo, muchos crean su propio empleo, aunque sea informal. En Perú le llaman "recurseo" y en Colombia, "rebusque". (Foto: BBC Mundo/Ernesto Benavides)
Daniel Macera

A inicios de este gobierno, el Ejecutivo propuso como meta reducir la laboral en cinco millones de puestos nuevos y aumentar la en seis millones para el 2021; sin embargo, luego de un leve pero constante descenso en la tasa de puestos de trabajo informales en los últimos 10 años, en el 2017 el porcentaje aumentó 1,3%, llegando a alcanzar el 73,3% de la , según recalcó la (SNI) hoy. 

Así la situación, el 2017 se convirtió en un año récord, pero lamentablemente en la destrucción de empleos formales: mientras que en el 2016 se crearon 261 mil puestos de este tipo, el año pasado se destruyeron 127 mil. 

"El escenario puede ser aun peor si continúa la inacción del Estado respecto a este problema. Si se mantiene la tendencia, en el 2021 habría dos millones de nuevos trabajadores informales y 800 mil formales eliminados [79% de la totalidad del mundo laboral nacional]", sostuvo el presidente de la SNI.

¿POR QUÉ SURGE ESTA CRISIS?

Fueron cuatro los motivos señalados por la SNI que explicarían el estado actual de recesión de la industria en el Perú.

En primer lugar, la industria no estaría en la agenda del Estado, pese a que es uno de los sectores productivos que mayor empleo genera; por otro lado, existe una regulación laboral que desincentiva la contratación formal; además, el país mantiene una baja competitividad tributaria, pese a la tendencia mundial de reducir tasas; y finalmente, la cantidad de trámites y no desciende.

Con respecto a este último punto, el Perú cuenta actualmente con 21.878 normales legales, mientras que en el año 2000 esta cifra era de 15.444. Según la SNI, más del 95% de las leyes y proyectos normativos no cuentan con un análisis costo-beneficio. 

"Cada siete minutos se diseña una nueva regulación en el Perú", señaló Von Wedemeyer.

Esto ha dado como resultado el hecho de que casi todas las actividades industriales han registrado disminuciones en sus exportaciones durante los últimos cinco años. 

En el periodo 2012 - 2017, las exportaciones no tradicionales [sin contar agro] acumulan -10,8%. Contando al agro, no obstante, esta cifra sube a +14,8%. 

LAS PROPUESTAS 

Para revertir la situación, Von Wedemeyer dijo que la SNI presentó hace unos años más de 100 propuestas que permitirían llevar a cabo la reforma laboral necesaria.

Cómo enfrentar el complejo problema de la informalidad
Cómo enfrentar el complejo problema de la informalidad

Como punto principal, se señaló la necesidad de incluir a la industria en la agenda nacional del gobierno. En este punto, se incluirían medidas como una defensa eficaz comercial para problemas como el dumping. 

"Las autoridades del país están bastante ocupados en ocuparse de ellos mismo", afirmó Von Wedemeyer.

De igual manera, el presidente de la SNI propuso que la empiece a repartir más su trabajo de fiscalización y no se concentre únicamente en propuestas para seguir cobrando "cada vez más impuestos a los pocos formales que quedan".

Adicionalmente, Von Wedemeyer pidió que se impulse una mayor flexibilidad laboral que permita incluir a los 12 millones de informales en la formalidad. Este impulso deberá ir de la mano con un análisis cuidadoso de la propuesta para impulsar el salario mínimo vital [anunciada por el presidente de la República, , hace unos días] y con propiciar la negociación colectiva "en lugar del arbitraje potestativo". 

Exportaciones peruanas sorprenden y crecen 12,5% en abril
Exportaciones peruanas sorprenden y crecen 12,5% en abril

Por otro lado, propuso la creación de un régimen tributario competitivo que vaya de acuerdo a estándares internacionales. Este pedido se hizo en base al promedio global del (IR), que es de 23,3%. "El nuevo régimen debería estar alineado a estos estándares", dijo Von Wedemeyer.

Además, aclaró que parte de la reforma laboral debería incluir que el 1% del Impuesto General a las Ventas sea dedicado al fondo individual de seguridad social (pensiones y seguros) de cada consumidor.

Finalmente, para eliminar la excesiva burocracia y tramitología, Von Wedemeyer pidió un análisis costo-beneficio de cada nueva ley y regulación, así como la derogación de dos regulaciones por cada una nueva que se cree. 

Lea más noticias de Economía en…