El negocio de distribución eléctrica de Enel disminuyó 2,8% en el primer trimestre por un menor consumo de energía de clientes comerciales, industriales y residenciales. (Foto: El Comercio)
El negocio de distribución eléctrica de Enel disminuyó 2,8% en el primer trimestre por un menor consumo de energía de clientes comerciales, industriales y residenciales. (Foto: El Comercio)
Redacción EC

En el primer trimestre del año, la utilidad neta de alcanzó S/88 millones, cifra superior en 4,2% frente a los S/84 millones reportado en el mismo lapso del año anterior.

El aumento de la ganancia neta de la empresa eléctrica se dio por dos factores. Uno de ellos está asociado a un menor gasto financiero de 1,7% como consecuencia del menor pago de intereses respecto a la deuda financiera de la compañía (S/2,4 millones); mientras que un segundo elemento fue la disminución de impuestos en un 19% debido a la devolución fiscal de Sunat por un importe de S/8 millones.

En el período de análisis, los ingresos de Enel sumaron S/763 millones, logrando un incremento interanual de 2,9%. Esto fue posible gracias a un mayor precio promedio de energía registrado principalmente en las ventas a clientes libres.

Este impacto positivo compensó la disminución del volumen de ventas en 2,8% a consecuencia de un menor consumo por parte de clientes comerciales, industriales y residenciales, dada la ralentización de la actividad económica y el clima más templado en el país en el primer trimestre del año, señaló la compañía.

En tanto, el Ebitda (ganancias antes de impuestos) de Enel fue de S/178 millones entre enero y marzo del 2018, una suma menor en 1,5% si se compara con lo alcanzado en el mismo período del año pasado.

Enel indicó que la reducción de Ebitda se debió al pago de la energía originalmente contratada, que no fue requerida por parte de clientes regulados de media tensión.

Carlos Temboury, country manager de Enel en el Perú, dijo que los resultados de la compañía en el primer trimestre del 2018 muestran una tendencia de sólida pese a las condiciones del mercado eléctrico dominado por la sobreoferta.

"Logramos este resultado positivo gracias a nuestra eficiencia operacional y mejora de la calidad del servicio, así como al despliegue progresivo de tecnologías innovadoras de automatización de redes orientadas a mejorar la experiencia de nuestros clientes", sostuvo.