Redacción EC

Al promediar la 1:45 p.m, el mayor PNP Manuel Zamora Chávez, comisario de la dependencia policial de Dulanto, recibió una llamada telefónica proveniente del 105. En la misma fue notificado de que había "un grupo" de sujetos efectuando disparos al aire en los alrededores del parque de Gambetta

Unos minutos después, en compañía de un capitán y dos suboficiales de la jurisdicción a su cargo, el mayor organizó y lideró un pequeño operativo a la zona. Al llegar al jirón Áncash, cinco sujetos los recibieron a balazos.

Esta fue la versión que Miguel Basilio Grossman, director de la Región Policial del Callao, dio en torno a la balacera ocurrida esta tarde en el primer puerto del país.

Como producto del feroz ataque resultaron heridos tres agentes de la PNP. Zamora Chávez se encuentra en el Hospital de Policía y su pronóstico es reservado.

"Fueron cinco sujetos (los que atacaron). Un capitán recibió un proyectil en la oreja y el hombro. Felizmente son rozones, otro suobficial técnico de primera recibió un balazo en la muñeca izquierda. (Además), hay otro suboficial ileso", detalló a Canal N.

Tras conocer el incidente, Basilio Grossman dispuso que "todas las unidades del Callao" se dirijan a la zona donde ocurrió el ataque en busca de los presuntos responsables

Las imágenes de televisión muestran, efectivamente, a un gran contingente policial en una vivienda del jión Áncash.

Como producto de esta contra ofensiva policial se detuvo a cuatro hombres y una mujer. Estos son: Carlos Humberto Gómez (40), quien habría aceptado haber disparado; Miguel Ángel Ortiz Rumiche (24), Celvi Daniel Gómez, Paulino Paulo Jaramillo (19) y una mujer que habría ayudado a esconder las armas identificada como Victoria Rumiche de Corrales.

Los intervenidos fueron conducidos a la Dirección de Investigación Criminal (Dirincri) del Callao.