Redacción EC

Fue en 1974 que Odilón López Cerna ingresó a trabajar al bar “” como empleado de caja. Han pasado los años y hoy, a sus 65 años de edad, asegura que lo sigue haciendo con la misma pasión que en sus inicios.

Si bien ha conocido a un sinnúmero de personajes políticos, su memoria lo lleva a recordar la sencillez del ex presidente Fernando Belaunde Terry. “Es una de las personas más nobles y humildes que he conocido. No hay comparación”.

Día a día Odilón ve pasar a nacionales y extranjeros que llegan hasta ahí para degustar los platos y tragos que se ofrecen. “El sancochado es uno de los potajes estrella desde que se fundó el Cordano. Actualmente es el bisteck apanado con tacu tacu. Y de los panes con lechón y pavo, ni qué decir”, comenta.