En menos de un mes han ocurrido cinco ajustes de cuentas
En menos de un mes han ocurrido cinco ajustes de cuentas
Redacción EC

FERNANDO GONZÁLEZ-OLAECHEA / @fernando_got

La modalidad del asesinato a sueldo parece ir ganando terreno en la capital. Desde el 21 de enero a la fecha se han reportado al menos cinco casos, entre ellos el , hijo del alcalde de San Juan de Lurigancho, Carlos Burgos.

Remigio Hernani, ex ministro del Interior, consideró que estas cifras prueban que el sicariato avanza en Lima. “Es algo muy grave. Vamos rumbo a lo que pasa en ciertas ciudades de México o Colombia”, dijo. 

Antes del asesinato de Burgos Gonzales, hubo otros cuatro casos similares. En la mañana del miércoles de la semana pasada, , a menos de cien metros de la sede de Migraciones y a una cuadra de la municipalidad del distrito.

Dos semanas antes, el 28 de enero, sicarios , identificado como Belisario Ramírez, y dejaron su cuerpo dentro de su camioneta en Chorrillos. El hombre tenía un disparo en la cabeza.

Cuatro días antes de este caso, encapuchados en una moto asesinaron a un ex convicto en Los Olivos. Y el martes 21 de enero unos asesinos a sueldo mataron a un empresario en Zárate, la misma zona donde fue asesinado Carlos Burgos Gonzales, hijo del alcalde de San Juan de Lurigancho.