(Foto: GEC)
(Foto: GEC)
Hernán Medrano Marin

El próximo 10 de mayo es la nueva fecha en la que el Gobierno levantaría el estado de emergencia y la cuarentena, medidas dispuestas para frenar la propagación del . Hasta ese día seguirán las disposiciones de aislamiento obligatorio en todo el país.

Esta decisión fue tomada por el presidente Martín Vizcarra, luego de escuchar los informes del Ministerio de Salud (Minsa) y de los equipos de profesionales que asesoran este sector. También se tomó en cuenta otras posiciones, como la del Colegio Médico del Perú (CMP).

“La curva sigue en su ascenso. No hemos llegado aún a la cumbre. Entonces, de manera responsable, después de escuchar las recomendaciones de los entes técnicos y conversar con todos los miembros del Consejo de Ministros, y siendo conscientes que esta enfermedad nos obliga a tomar decisiones pensando en el bien del país. En consecuencia la recomendación que acogemos pensando en la salud de los peruanos es extender el estado de emergencia por dos semanas más. El periodo que se iba a extender hasta el domingo va hasta el domingo 10 de mayo”, señaló el jefe de Estado desde Palacio de Gobierno.

Tras el anuncio, El Comercio buscó la opinión de algunos especialistas del sector salud, saber si estaban de acuerdo y las otras medidas que deberían aplicarse en las próximas dos semanas.

El médico infectólogo Eduardo Gotuzzo sostuvo que si bien es una buena decisión la tomada por Martín Vizcarra, es necesario que esta sea acompañada con otras acciones en la que deben participar distintos actores, como los gobiernos locales, los sectores Educación y Salud, entre otros, a fin de contribuir en la reducción de las aglomeraciones en los mercados y en la enseñanza de hábitos de higiene.

Los gobiernos locales tienen que preocuparse de sus distritos para que no haya aglomeraciones. Si no cambiamos las políticas en los mercados van a a seguir siendo un gran foco de contagio. Los médicos, profesores, toda la comunidad tiene que ponerse a trabajar junta, no hay otra opción”, señaló.

(Foto: GEC)
(Foto: GEC)

Asimismo, dijo que debe mejorarse los canales de comunicación para la detección de posibles casos de , como lo es la línea del 113, la cual según varias denuncias de personas no responde o permanece saturada. Agregó que deben implementarse otros canales para optimizar el recojo de reportes y que el personal de salud pueda acudir inmediatamente a los domicilios.

Que las personas en casa tengan la opción de llamar a otros teléfonos para ser atendidos. Se tiene que insistir en la detección de casos de coronavirus en los puntos críticos. Hacer el seguimiento del caso de forma eficaz”, señaló Gotuzzo.

El especialista también dijo que paralelo a la atención del no se debe perder de vista los casos de personas que siguen padeciendo otras enfermedades. “Se está tratando de dividir las áreas de hospitales. Incluso que algunas sean destinadas a casos COVID y otras que atiendan a gestantes, pacientes diabéticos, etc., porque esas personas también requieren de atención”, explicó.

En tanto, para Gotuzzo los bancos de sangre tienen que seguir buscando constantemente voluntarios, ya que la gente ha dejado de donar. “No podemos darnos el lujo de tener bancos de sangre sin sangre”, lamentó.

El experto dijo a este Diario que la labor primaria del Gobierno debe ser proteger al personal de salud y educar a la ciudadanía en el cumplimiento de las medidas dispuestas para combatir el coronavirus. “Es una labor múltiple. Pido a los profesores que hablen con los chicos, no solo en temas de conocimiento, sino en cómo crear hábitos de distanciamiento social, lavado de manos y uso de mascarilla. Esto es fundamental”, expresó.

(Foto: GEC)
(Foto: GEC)

Similar opinión tiene la exministra de Salud y profesora de la Facultad de Salud Pública y Administración de la Universidad Peruana Cayetano Heredia, Patricia García, quien en diálogo con El Comercio calificó de “responsable” la medida tomada por el presidente de Vizcarra de ampliar el estado de emergencia y la cuarentena por dos semanas más.

Ella explicó que tras los “martillazos” dados por el Gobierno se consiguió aplanar la curva, lo que ha ocasionado que demore su llegada al pico y su posterior descenso. “Por la experiencia de otras epidemias, no va bien levantar la cuarentena a menos que se haya alcanzado no solo el pico, también la bajada, sino la estabilización del número de casos nuevos”, indicó.

Además, García enumeró cuatro puntos sobre los cuales el Ejecutivo debe accionar eficazmente y con autoridad para un mejor manejo de esa pandemia en el país. Estos son: procesos de detección, procesos en actividades económicas, transporte público y comunicación social.

Respecto a la detección de casos, la exministra de Salud dijo que esto no puede demorar tanto tiempo, desde que una persona llama a los números de emergencia hasta que le realizan la prueba. “Hay que mejorar el sistema de detección y contención de los casos más cercanos. Eso es crítico. Hay que poner más personas, más turnos de verificación, deberíamos tener visitas a las casas las 24 horas del día”, precisó.

En cuanto a la reactivación de procesos de actividades económicas, García sostuvo que el Ejecutivo debe liderar la construcción de estrategias para reducir los riesgos de contagio en el ambiente laboral, detectar los casos y hacer contención de acuerdo a las características de cada actividad económica. “En este momento debe marcarse el liderazgo del Gobierno, con información muy técnica, y definir estos ‘protocolos críticos’ para la prevención y detección de casos en los ambientes laborales”, indicó.

(Foto: GEC)
(Foto: GEC)

Por otro lado, para reducir la cantidad de personas que utiliza el transporte público se tendrá que ser sumamente críticos acerca del número, ventilación y la limpieza de las unidades. “Hay que repensar el tema de transporte público, que es nuestro talón de Aquiles. Las personas deberán estar sentadas cada dos metros, lo que sería 5 o 6 personas por vehículo. ¿Eso es sostenible para las empresas de transporte? Eso tiene que analizar el Estado”, dijo la especialista.

Finalmente, Patricia García puntualizó que el Estado debe implementar un componente de comunicación social clarísimo para la población, de tal manera que se levante la cuarentena y la gente no salga a las calles, sino que retome su vida cotidiana pero de forma diferente. “Nada va a ser como antes. Tras levantarse la cuarentena se debe seguir manteniendo el distanciamiento social, el lavado de manos, el uso de la mascarilla, así como salir lo menos posible, solo cuando sea necesario. Por parte del Estado deberíamos tener un canal de comunicación que nos diga constantemente, a cada hora, qué cosas debemos hacer y qué no”, sentenció.