Redacción EC

El alcalde de , Elvis Pomez, informó que personal de la Policía Nacional y de las Fuerzas Armadas custodiarán las riberas del rio Lurín a fin de evitar que bañistas y veraneantes visiten este lugar ante la prohibición de acceso a playas. Explicó que esta medida se da para prevenir contagios de (COVID-19).

MIRA: Jorge Muñoz: “Siempre supe que Lima era una ciudad muy compleja” | ENTREVISTA

“Al tomar conocimiento que los ciudadanos estaban usando la ribera como playa, hemos activado el plan ‘Verano Seguro’. Pedimos a la ciudadanía que evite los lugares concurridos y más todavía la ribera del río porque vemos que el caudal ha subido. Hemos declarado de interés que la gente no venga al río mientras dure la pandemia”, dijo Pomez a Canal N.

El alcalde precisó que han dispuesto que 60 militares resguarden la zona y controlen los accesos a la ribera. Además, detalló que cuentan con 6 autos que patrullan el lugar para garantizar que ningún ciudadano entre a la ribera.

De igual forma pidió al Gobierno central que brinde más presupuesto a los Gobiernos locales a fin de poder contar con mayor capacidad de respuesta frente a la pandemia.

Esto se da luego de que decenas de personas asistieran a la ribera del río Lurín para disfrutar del sol las últimas semanas ante las restricciones en el ingreso a las playas, medida vigente hasta el 31 de enero para prevenir contagios de coronavirus (COVID-19).

Las familias que asistieron no portaron mascarilla ni respetaron la distancia social. Llevaron al lugar alimentos y bebidas para consumirlos durante su estadía y se bañaron en las aguas del río. Además, se reportó la presencia de comercio ambulatorio de comidas y bebidas.

Según las normas vigentes, el ingreso a las playas es exclusivo para aquellas personas que laboran en el mar, como los pescadores, y para quienes realizan una actividad deportiva regulada como el surf.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Incendio Los Olivos.

TE PUEDE INTERESAR