Redacción EC

Los trabajos de los bomberos no cesaron durante la madrugada. A las altas temperaturas y la falta de agua se sumó la poca luz en la zona que rodea la galería Nicolini en Las Malvinas. La corriente eléctrica se cortó en el lugar y los rescatistas tuvieron que arreglárselas para sofocar el incendio en medio de la penumbra.

Durante la madrugada no se distinguía el color del humo, lo que dificultaba la acción de los bomberos. Cerca de las 11 de la noche del jueves, el incendio se reavivó ferozmente. Las imágenes muestran la intensidad de las llamas que volvieron a crecer incontrolablemente alcanzando los pisos inferiores del inmueble, lo que los bomberos no pudieron evitar pese a todo su trabajo.

Debido a intensidad de la emergencia, los bomberos se vieron obligados a evacuar a todos los que se encontraban en los alrededores, debido a que existía el peligro de colapso de la estructura. También se siguieron escuchando explosiones.

TAGS RELACIONADOS