El acuerdo tiene las firmas del alcalde del Rímac, Enrique Peramás, y el por gerente general de la mencionada empresa, Víctor Antonio Ayala Altamirano. El documento fue firmado el 16 de diciembre del 2015. (El Comercio)
El acuerdo tiene las firmas del alcalde del Rímac, Enrique Peramás, y el por gerente general de la mencionada empresa, Víctor Antonio Ayala Altamirano. El documento fue firmado el 16 de diciembre del 2015. (El Comercio)
Redacción EC

Si bien la Municipalidad del Rímac trató de desmarcarse del accidente ocurrido este domingo en la tarde en el Cerro San Cristóbal, existe un convenio que firmó dicho municipio con ATEM, que es el RUC de la empresa Green Bus (propietaria del bus que se desbarrancó), con el supuesto objetivo de promover el turismo en el distrito.

El acuerdo tiene las firmas del alcalde del Rímac, Enrique Peramás, y del gerente general de la mencionada empresa, Víctor Antonio Ayala Altamirano. El documento fue firmado el 16 de diciembre del 2015. Este aparecía en la página web de la Municipalidad del Rímac, pero fue borrado una vez que se conoció el accidente.

Entre los puntos más resaltantes del convenio destacan que la empresa se compromete a “desarrollar eventos y proyectos turísticos facilitando el transporte en cooperación con la municipalidad”, además de “evaluar y sugerir mejoras a las rutas turísticas existentes en el Rímac”.

También se establece que ATEM deberá proporcionar a la semana dos buses convencionales o panorámicos a la municipalidad para el traslado de los vecinos dentro del Rímac. De igual modo, se compromete a poner a disposición una unidad para el transporte de los habitantes dentro de Lima y Callao.

En otro punto, se determina que la empresa tendrá que realizar un aporte mensual de 3 mil soles al municipio a fin de efectuar actividades que redunden en favor del turismo y de la cultura.

Por su parte, la Municipalidad del Rímac se compromete a difundir y publicar en lugares visibles de sus instalaciones los servicios que ofrece la empresa.

Además, deberá otorgar la autorización reglamentaria correspondiente para realizar circuitos y actividades turísticas y culturales dentro del distrito, siempre y cuando estos reúnan las condiciones de seguridad exigidas por la normativa vigente. Este punto llama la atención, pues la empresa no tuvo en cuenta, al parecer, que dichos buses panorámicos no son los adecuados, como lo señalan los expertos, para recorrer el Cerro San Cristóbal y que la Municipalidad del Rímac no hizo una fiscalización del convenio.

TAGS RELACIONADOS