Redacción EC

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya , aunque no ajustó las coordenadas precisas ni concedió los reclamos iniciales de la demanda peruana.

"La corte establece que la frontera sigue una línea paralela [...] hasta las ochenta millas y, a partir de ahí, adquiere una dirección sur hasta un punto B, bajando [en línea recta y a la altura de las 200 millas] hasta un punto C", dijo el presidente de la CIJ, .

De este modo, la corte concede al Perú una porción del mar que hasta ahora estaba en manos chilenas, ya que establece una línea de equidistancia hacia el sur a partir de las 80 millas del paralelo, 18 grados, 21 minutos, 00 segundos, que hasta ahora servía de frontera entre los dos países.

Para conocer lo que opinan los limeños sobre este histórico fallo, PLAY AL VIDEO.