Muestra "Nosotros robots". (Fuente: El Comercio)
Diana Mery Quiroz Galvan

A finales del siglo XV Leonardo da Vinci realizó un diseño que por entonces parecía irreal, un artefacto que solo el ingenio del florentino sería capaz de crear: una máquina con forma y proporciones humanas a la que conocemos con el nombre de Caballero Mecánico. Este aparato habría estado cubierto de una armadura de tipo germánico y se dice que podía mover los brazos y la cabeza gracias a un sofisticado trabajo que reunía poleas, cables y engranajes.

expotelefonica
expotelefonica

No se sabe a ciencia si realmente llegó a construirse ni cuál fue el propósito de esta creación –un divertimento para algunos o un instrumento disuasivo en tiempos de guerra para otros–, pero sí que se hizo realidad, al menos en los planos que han llegado a nuestros días, gracias al mecenazgo de Ludovico Sforza, por entonces regente del ducado de Milán. Este aparato con más de cinco siglos de antigüedad fue construido al parecer por primera vez en los años noventa, gracias al trabajo de unos expertos que estudiaron los manuscritos dejados por Da Vinci.

expo
expo

Hace un año, en base a esa experiencia, un proyecto español reprodujo el artilugio con todos los mecanismos pensados por Leonardo. Así, el caballero se convirtió en una de las piezas más importantes de “Nosotros, ”, exposición inaugurada en Madrid en octubre pasado y que desde mañana abrirá sus puertas en Espacio Fundación Telefónica de Lima.

expo
expo

—Sueño hecho realidad—

La idea de la muestra empieza con la publicación de “La imparable marcha de los robots”. “Lo publiqué hace tres años y fue el primer libro sobre robots y automatización hecho en España. A Telefónica le llamó la atención y decidió poner en marcha este proyecto. Luego conectamos con Casual Robots”, explica el escritor y curador de la muestra Andrés Ortega. La colección de autómatas de esa empresa dedicada al alquiler de robots para eventos sociales y servicios forma la base de la exhibición, junto a otros que se encargaron del extranjero e incluso se elaboraron como el de Leonardo.

expo
expo

Sobre este, Ortega afirma que “es el primer robot propiamente dicho que se conoce de la antigüedad y también el primer humanoide de la historia”. Se sabe, sin embargo, que los griegos clásicos ya pensaban en una máquina que sustituyera al hombre y pudiera hacer algunas de sus tareas. Lo dijo Aristóteles en su libro “Política”: “Si cada instrumento pudiera realizar su propio trabajo, obedeciendo o anticipándose a la voluntad de otros […] los amos no querrían esclavos”.

expo
expo

Con estas nociones dando vueltas en la cabeza, en el siglo IV a.C. Arquitas de Tarento construyó un ave mecánica que funcionaba con vapor. “Uno de los primeros robots, si se pueden considerar así, es uno que data de 1400 a.C., una clepsidra o reloj para medir el tiempo con el flujo de agua, desarrollado por los babilonios.

expo
expo

Luego, hacia el 70 a.C. Herón de Alejandría describe múltiples aparatos en su libro “Autómata”, señala Ortega. Todos estos artilugios forman parte de los antecedentes de los autómatas que hoy conocemos y es uno de los cinco ejes temáticos que forma parte de “Nosotros, robots”, muestra de 30 piezas, entre robots, audiovisuales, maquetas e infografías.

Los otros cuatro temas están formados por un bloque didáctico que explica qué es un robot; una sección que habla de las emociones de los humanos ante los robots y la empatía entre ambos; otra de las divisiones hace hincapié en la imaginación del hombre para crear diversas clases de robots y cómo estos se han logrado convertir en generadores de cultura; y para finalizar, se aborda la incursión de los robots en diversos ámbitos como la educación y la salud, así como el futuro cíborg, donde las máquinas se mezclan con el ser humano.

Lugar: Espacio Fundación Telefónica. Dirección: Av. Arequipa 1155, Santa Beatriz. Horario: desde el 25 de julio, va de martes a sábados de 10 a.m. a 8 p.m. y domingos desde el mediodía a 7 p.m. Ingreso libre.