El pintor Fernando Taboada falleció a los 62 años. (Foto: Eduardo Cavero)
El pintor Fernando Taboada falleció a los 62 años. (Foto: Eduardo Cavero)
Redacción EC

El Fernando Taboada falleció a los 62 años, y víctima del . A lo largo de cuatro décadas, expuso en importantes galerías y ferias entre América y Europa.

Faltaba poco más de una semana para que cumpliera 63 años. Los habría celebrado el próximo miércoles 14 de abril, pero el COVID-19 ocasionó su prematuro y lamentable fallecimiento, según confirmó a El Comercio Rochi del Castillo, directora general de la feria Art Lima, quien obtuvo la información de la familia del propio Taboada.

Tuvo una formación de abogado, específicamente en la carrera de Derecho de la Pontificia Universidad Católica. Sin embargo, el arte se impuso a las leyes y en 1982 ingresó al taller de dibujo de Margarita Checa, donde fue consolidando su vena creativa. Cuatro años después, se trasladó a Francia, para unirse al gabinete de los dibujos del Museo del Louvre, en París. Fue en Europa donde desarrolló su talento con mayor intensidad, y estableció contactos que posteriormente le permitirían tener presencia en importantes ferias y galerías.

Vivió y trabajo entre Lima y París hasta el año 2000, luego de lo cual se inclinó por el retorno definitivo y se asentó en esta parte del mundo, aunque sin dejar de viajar a mostrar su obra.

Inspiración diversa

El trazo de Taboada era siempre refinado, aunque no renunciaba a la fuerza cinética y a cierto enigma que nos remontaba a un instinto primitivo. Además de ello, siempre dialogó con otras disciplinas artísticas. En el 2006, por ejemplo, expuso en Chile la muestra “Cuerpo musical”, un conjunto de siete pinturas, seis dípticos y un políptico en óleo, en colores terrosos, blancos, negros, rojos y azules. La muestra abordaba los misteriosos vínculos del cuerpo humano con la musicalidad.

Otro ejemplo de esa fascinación multidisciplinaria fue la exposición “Buenos días belleza”, que presentó en la galería Lucía de la Puente, en el 2012. En esa ocasión, eligió como diálogo a la poesía, y ahondó en las formas en que la pintura podía atestiguar un tema como la creación de la belleza. Según él mismo reveló, dicha muestra estuvo inspirada en el poeta japonés Basho y los haikus, aquel género “del aquí y el ahora”. Por eso los cuadros de “Buenos días belleza” parecían aludir a la tinta negra sobre el papel blanco, en referencia a la poesía impresa.

Con los años, Taboada siguió exponiendo en importantes recintos como la Alianza Francesa, Forum, La Galería, así como en muestras internacionales. En el 2019, por ejemplo, junto a Hernán Pazos, Carmen Reátegui, Rocío Gómez y Jesús Pedraglio formó parte de la delegación peruana que se presentó en la feria FLECHA, como parte de los eventos en torno a ARCOMadrid.

Su conciencia social también estuvo siempre presente en paralelo a la creación artística. También en el 2019, para citar un caso, fue uno de los artistas que se sumó a la subasta de la Gala Anual Benéfica de Misión Huascarán, al lado de figuras como Mario Testino, Jorge Cabieses y Carlos Runcie Tanaka.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

El pintor limeño comenta en qué se inspiró para crear algunos de sus cuadros y hace una demostración de una faceta poco conocida de su vida.
El pintor limeño comenta en qué se inspiró para crear algunos de sus cuadros y hace una demostración de una faceta poco conocida de su vida.

TAMBIÉN PUEDES LEER