La nueva individual de Pool Guillén está formada por 9 piezas de mediano y gran formato construidas a partir de una forma cilíndrica. Cada acción realizada en la construcción de las esculturas fue hecha con la intención de revelar el interior de este elemento geométrico. FOTOS: ALESSANDRO CURRARINO / EL COMERCIO
La nueva individual de Pool Guillén está formada por 9 piezas de mediano y gran formato construidas a partir de una forma cilíndrica. Cada acción realizada en la construcción de las esculturas fue hecha con la intención de revelar el interior de este elemento geométrico. FOTOS: ALESSANDRO CURRARINO / EL COMERCIO
Enrique Planas

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

Esta historia comienza con una chimenea. Además de su trabajo como escultor, Pool Guillén se dedica al diseño de mobiliario en acero corten. Los trabajos que más hace son chimeneas, algunas diseñadas por arquitectos, otras por él mismo. Y en estos meses de pandemia, sin la posibilidad de emprender los grandes proyectos que acostumbra, el material para esos proyectos permanecía arrinconado en su taller, oxidándose. Hasta que decidió prestarles atención: grandes ductos de chimeneas, de tres metros y medio cada uno y un diámetro de 25 cm. Empezó a cortarlos y advirtió las formas generadas. Cada segmento cortado del tubo, generaba otra forma completamente distinta al darle la vuelta.

Todas las piezas que Guillén expone para “Exploraciones”, muestra recientemente abierta en La Galería, parten de esos tubos. Ese vacío formado por el material curvo fue la semilla de un cambio radical en su obra, una nueva investigación que nace de cortar estas formas cilíndricas en segmentos de diferentes formas y tamaños para luego replantearlos en piezas etéreas. Un cambio radical que va de lo recto a lo curvo, y que sintoniza con el que enfrenta su propia vida, meses antes de partir a Argentina para radicar con su familia.

Supongo que todo aquel que trabaja con el metal está acostumbrado al reciclaje...

Claro que sí. El metal, y sobre todo las piezas de acero corten, son materiales que se pueden utilizar muchas veces. El tubo que utilizo para estas obras es de una pared de cuatro milímetros y medio, lo que hace que tenga una estructura fuerte y pesada. Sin embargo, lo más interesante fue cómo lo fui cortando para generar nuevas formas. Eso me abrió los ojos a un mundo de formas nuevas. Siempre estuve dedicado a la plancha plana, a la línea recta, al ángulo agudo, a lo más arquitectónico.

Las obras de Guillén están definidas por la exploración deconstructiva del cilindro, un ejercicio de segmentación, fragmentación y despliegue de cortes, dándole a las formas una nueva dimensión. FOTOS: ALESSANDRO CURRARINO / EL COMERCIO
Las obras de Guillén están definidas por la exploración deconstructiva del cilindro, un ejercicio de segmentación, fragmentación y despliegue de cortes, dándole a las formas una nueva dimensión. FOTOS: ALESSANDRO CURRARINO / EL COMERCIO

¿Este hallazgo tiene que ver con tu repliegue propio en tiempos de pandemia? ¿Atender los materiales que tienes más a mano, volver a un espacio más pequeño, más íntimo?

Efectivamente. Lo que estoy generando en esta muestra es contar historias más pequeñas, más íntimas e introspectivas. Es por eso que recurro a la laminación con pan de cobre en los interiores de las esculturas y no en los exteriores, por ejemplo. Antes, en las esculturas anteriores, priorizaba el claro oscuro tomando la oscuridad total en el interior de la obra, donde no llega la luz. Pero hoy he querido hacer todo lo contrario, iluminar el interior, traer un poco más de luz a todo. Obviamente es una reacción a todo lo que está pasando, hemos vivido momentos tristes y complejos, la pandemia no termina. Tener estos objetos trae algo de brillo.

Para quien sigue tu trabajo, esta muestra supone un cambio en tu lenguaje. La estética industrial que tiene tu trabajo, ahora se vincula con lo artesanal, por ejemplo el uso de la pátina de cobre, con la que los maestros artesanos trabajan los marcos de los cuadros.

En todo mi trabajo previo, yo estaba abocado al tema estructural, que las esculturas se leyeran en su solidez, su fuerza, su tensión, su energía intensa. Construidas con acero corten, con láminas gruesas, tenían mucha energía contenida, lo que era una forma de expresar mi ánimo en ese momento. Ahora, al encontrarme solo en el taller, investigando las formas del material, fui desarrollando esta nueva forma. Me ha servido para recrearme, bajarle un poco la intensidad de estos objetos súper estructurales y rudos. Yo mismo necesitaba bajarle a la intensidad.

Pool Guillen (Lima. 1975) es escultor formado en la Universidad Católica. Ha participado en numerosos Simposios de escultura en Argentina, México, Paraguay e Iran, países donde tiene obras en espacio público. En 2016 la municipalidad de Miraflores adquirió la obra “Umbral” para ser colocada en el parque Kennedy, en Miraflores. (FOTOS: ALESSANDRO CURRARINO / EL COMERCIO)
Pool Guillen (Lima. 1975) es escultor formado en la Universidad Católica. Ha participado en numerosos Simposios de escultura en Argentina, México, Paraguay e Iran, países donde tiene obras en espacio público. En 2016 la municipalidad de Miraflores adquirió la obra “Umbral” para ser colocada en el parque Kennedy, en Miraflores. (FOTOS: ALESSANDRO CURRARINO / EL COMERCIO)

Y todo este cambio te lo proporcionan las formas curvas.

Hoy sí. En esta exposición todo tiene que ver con la curva, con este elemento geométrico de revolución que es el cilindro. Si lo cortas, sale un segmento de esta revolución, pero con una cadencia completamente distinta, más volátil. Y es lo que he querido hacer con estas piezas, dar la impresión de que son objetos que vuelan, que bailan.

Por eso el título musical en alguna de las piezas: “Tango”, “ópera”...

Yo escucho música de todo tipo. No puedo poner música en el momento en que estoy elaborando las obras, pues el escultor de fierro debe cubrirse, ponerse mascarillas, tapones, una serie de instrumentos de protección en medio del ruido. Pero cuando estoy sentado en el estudio dibujando o haciendo el laminado de las obras, allí sí hay música. Yo he ido relacionando cada escultura con un título musical, la composición final de cada pieza de alguna manera me relacionaba con algún ritmo. La pieza principal de la muestra se titula “Ópera” porque es justamente la cúspide del trabajo. Una obra como “Tango” tiene la elegancia y cadencia del baile con vestido de lentejuelas y traje negro.

¿Esta muestra es una forma de cerrar un capítulo de tu carrera?

En la carrera de un artista, cerrar un capítulo significa morir. Cada muestra es una puerta abierta. Posiblemente siga tratando algunas esculturas con esta manera de construir. Quizás continúe aplicando las láminas de cobre. Pero el arte es como la vida misma, en un momento estás haciendo una cosa, y en otro momento, otra. Esta muestra representa la intención de calmar muchas ansiedades. El haber estado encerrado ha producido sentimientos rarísimos. Tal vez más adelante combine lo estructural, lo arquitectónico, lo industrial con lo que estoy haciendo ahora. Todo se transforma, siempre.

Por circunstancias personales en breve partirás a radicar a la Argentina ¿Seguiremos viendo tu trabajo por aquí?

Por supuesto. El vínculo con Lima no lo voy a cortar. Eso está muy claro. Seguiré manteniendo un vínculo de trabajo directo, aunque aún no lo tengo muy claro. La idea es seguir trabajando de forma constante como lo he venido haciendo. Finalmente, Buenos Aires está muy cerca.

Sepa más

Lugar: La Galería, Conde de la Monclova 255 San Isidro.

Temporada: Hasta el 1 de octubre, de lunes a viernes de 11 am. a 7 pm.


VEA EL VIDEO

Un museo al aire libre en medio del desierto chino
China inauguró un peculiar museo instalado al aire libre y en medio del desierto de Suwu, en la provincia de Gansu, un sitio que en tan solo unas semanas se ha null

LE PUEDE INTERESAR