La artista Sandra Gamarra participa en el proyecto De Voz a Voz Perú, con una obra que destaca la resistencia de las mujeres. Foto: Paul Vallejos / Archivo El Comercio
La artista Sandra Gamarra participa en el proyecto De Voz a Voz Perú, con una obra que destaca la resistencia de las mujeres. Foto: Paul Vallejos / Archivo El Comercio
Jorge Paredes Laos

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

El trabajo artístico de Sandra Gamarra parte, generalmente, del redescubrimiento de una imagen. Una imagen que ella toma del pasado o del presente para llevarla, como afirma, “a otro territorio”. A un espacio en el que su mensaje puede ser reinterpretado, alimentado con nuevos elementos o cuestionado a partir de un nuevo discurso, de un nuevo significado.

En su última muestra virtual en la Galería 80m2, la artista hace una relectura de la genealogía del bodegón. “Las imágenes artísticas —dice— se presentan generalmente como si fueran perdurables, inamovibles; a mí me interesa darles un giro diferente, ver qué cosas se pueden contar a partir de un discurso que pareciera ya estar cerrado”.

"Mercancía IV" (2019) Óleo sobre falso pan de oro sobre lienzo, 160 x 200 cm. Obra de la artista Sandra Gamarra, en la exposición "Bodegón-Vitrina-Museo-Vitrina-Bodegón".
"Mercancía IV" (2019) Óleo sobre falso pan de oro sobre lienzo, 160 x 200 cm. Obra de la artista Sandra Gamarra, en la exposición "Bodegón-Vitrina-Museo-Vitrina-Bodegón".

Y esta es la idea que desarrolla en “S/T (Sin Temor)”, obra presentada al proyecto De Voz a Voz Perú, en la que superpone tres imágenes para establecer una continuidad. Por un lado, presenta dos láminas de inicios del siglo XVII, de la Nueva Corónica y Buen Gobierno, de Guamán Poma de Ayala, en las que se presentan a dos coyas, y sobre ellas sobrepone una imagen tomada de la prensa en la que se ve a una joven mujer desactivando bombas lacrimógenas, un episodio que nos remite a las movilizaciones democráticas de noviembre pasado.

MIRA: De Voz a Voz Perú 19: Eduardo tokeshi y una pintura que representa la distancia social generada por la pandemia

Con esto, Sandra Gamarra establece una temporalidad circular con relación a lo femenino: “Creo que hay muchas visiones de lo que es ser mujer, pero algunas, que provienen de la cultura occidental, las hemos naturalizado como si fuera lo genuino, yo no critico esa visión, critico que se quiera universalizar un solo punto de vista —explica—, cuando utilizo dos imágenes que parece que no se corresponden, cuestiono también esa lógica que nos ha llevado a entender el tiempo como una línea continua, y pongo en evidencia, más bien, dos momentos que se encuentran y hablan de una temporalidad circular, más cercana al tiempo en los Andes, ligados a los ciclos de la tierra y a los propios ciclos de la mujer”.

"S/T (Sin Temor)", obra de Sandra Gamarra para el proyecto De Voz a Voz Perú.
"S/T (Sin Temor)", obra de Sandra Gamarra para el proyecto De Voz a Voz Perú.

Justamente, al mostrar imágenes de mujeres empoderadas y en acción, esta obra pone en cuestión esa figura hegemónica de la mujer procreadora que permanece en el ámbito privado: “pareciera que este modelo viene de la prehistoria y no es así —añade Gamarra— sino que surge en un momento puntal de la historia, cuando la cultura occidental busca jerarquizar todo y somete a las mujeres, y no es que en occidente las cosas hayan sido siempre así, pero es esa Europa la que llega a América con la conquista”.

Vivir en la incertidumbre

Gamarra cuenta que, con la llegada de la pandemia, tuvo que suspender una exposición que acababa de inaugurar en la galería 80m2 —”Bodegón-Vitrina-Museo-Vitrina-Bodegón”—, la cual se puede revisar ahora en línea, y se produjo un momento de parálisis, durante el cual le fue difícil trabajar. “Hubo dos posiciones enfrentadas —dice— quienes se reencontraron con el silencio y pudieron enfocarse en el trabajo y otros que no. Yo estuve dentro de este último grupo y creo que si no hubiera tenido compromisos ya pactados (como su participación en la bienal de Berlín en setiembre de 2020, a donde ya no pudo asistir, pero sí envió obras) no hubiera podido trabajar”.

"Mercancía V" (2019) Óleo sobre falso pan de oro sobre lienzo, 160 x 200 cm. Obra de Sandra Gamarra en la muestra "Bodegón-Vitrina-Museo-Vitrina-Bodegón".
"Mercancía V" (2019) Óleo sobre falso pan de oro sobre lienzo, 160 x 200 cm. Obra de Sandra Gamarra en la muestra "Bodegón-Vitrina-Museo-Vitrina-Bodegón".
MIRA: De voz a voz Perú 18 Luz María Bedoya presenta una serie de planas realizadas durante la cuarentena

Al respecto, la crisis política de noviembre, le sacudió el piloto automático. “Fue como un coletazo de salida —asegura—, un baldazo de agua fría en medio de este letargo extraño. En ese momento, se produjeron llamados de emergencia para ayudar a los familiares de los jóvenes que habían fallecido y también a los heridos, así que con un grupo de artistas hicimos una convocatoria para conseguir obras para subastar y obtener fondos. Yo no tenía nada disponible, entonces sin pensarlo me puse a trabajar. Me di cuenta que había que aprender a vivir en esa incertidumbre y aprender a crear y encontrar vínculos a la distancia, como esa comunidad de artistas que aún se mantiene unida”.

Y así surgieron obras como la que ella presenta ahora en el proyecto De Voz a Voz, cuadros que son también un símbolo de resistencia femenina frente al presente y la historia.

De colección

De Voz a Voz Perú es un proyecto desarrollado por el Museo de Arte Contemporáneo (MAC) y El Comercio, con el auspicio de Telefónica. Durante 21 semanas diversos artistas presentarán una obra de colección.

TE PUEDE INTERESAR