Eliana Fry es una de las protagonistas de "Macbeth". (Foto: Jessica Alva)
Eliana Fry es una de las protagonistas de "Macbeth". (Foto: Jessica Alva)
Juan Diego Rodriguez Bazalar

Existe un gran inconveniente si es que a eso que se le ha denominado teatro virtual se le exige lo mismo que al tradicional, ese que se solía desarrollar sobre los escenarios. La razón más evidente es que la mirada del espectador, así como los mensajes de los creadores, se circunscriben a una pantalla. Pero la situación es más compleja.

Me parece de lo más frustrante. Lo veo desde mi computadora y siento que me queda chiquito”. Como espectadora, Rocío Limo no siente que este nuevo formato la satisfaga. Como directora y creadora, ella ve al como una oportunidad para romper el molde, aunque ello supone un gran reto. “Antes, cuando uno iba a ver una obra, tenía que pasar por un ritual y luego ya se sumergía en la historia. Ahora todo depende del espectador, si quiere sumergirse o no, y nosotros no tenemos ningún control sobre lo que pasa en su casa”.

Mario Ballón coincide con Limo, y anota que, justamente por ello, es que se necesita seguir investigando en este nuevo formato. Si bien él no ha seguido tanto el teatro virtual nacional, entiende que la oferta que existe podría responder a la necesidad de seguir trabajando, pero que es importante que el sector no se deje ganar por las ansias y empiece a sacar proyecto tras proyecto. “Hay que estudiarlo para hacer obras con una calidad artística que esté a la altura de lo que el público merece. Diferenciar el trabajo de productos más bien televisivos. Al ser un nuevo espacio, a mí me han dado muchas ganas de probar. Creo que este es un buen momento para alimentarnos de este medio digital y quizás incorporarlo, de algún modo, cuando volvamos a los escenarios reales y a la compañía del público”, cuenta el performer.

Pero el regreso a los escenarios es todavía incierto. Existen festivales, sin embargo, que se han adaptado a las circunstancias: uno de ellos es Sótano 2 que, organizado por el C.C de la Universidad del Pacífico, dará inicio mañana a través de las plataformas virtuales. Allí han coincidido tanto Limo como Ballón, creadores que presentarán el resultado de sus investigaciones con las que buscan estirar un poco más la pantalla.

LA CÁMARA, UNA EXTENSIÓN DEL CUERPO

Es verdad que la pandemia le ha generado algunas dificultades, pero Mario Ballón ya está acostumbrado a trabajar en circunstancias poco convencionales. Además de su trabajo con Panparamayo, se recuerda su “Sin señal”, una propuesta que se iniciaba con él y el público corriendo por un parque para luego conquistar todas las habitaciones de una casa barranquina. Ahora, en Sótano 2, él presentará “Majareta en des_concierto”.

Mario Ballón interpretará "Majareta en des_concierto", desde Madrid. (Foto: Sótano 2)
Mario Ballón interpretará "Majareta en des_concierto", desde Madrid. (Foto: Sótano 2)

El personaje que he creado, que estoy creando y descubriendo, es un alter ego que me permite jugar con cierta locura, romper con ciertos límites que tienen que ver con las normas sociales en relación a mi masculinidad y sexualidad, y a lo que significa ser un individuo en una sociedad”.

La forma en la que esta catarsis cobra forma es a través de canciones y un especial juego con la cámara que transmite el espectáculo. “Me he dado el tiempo para amalgamarme con la cámara, de volverla una extensión de mi cuerpo para que tenga un papel no simplemente técnico. No solo es un instrumento, sino que es parte de mí –agrega Ballón–. He estado buscando utilizar recursos más artesanales o hechos a mano o muy cotidianos, más que filtros o fondos de las aplicaciones. He huido de eso para tratar de jugar con las perspectivas”.

El espacio en el que se desarrolla “Majareta en des_concierto” es su departamento en Madrid, ciudad en la que Ballón se encuentra estudiando, así que se le hace bastante natural el proceso de llevar a los espectadores y pasearse por las habitaciones. “Ahí la improvisación y mis experiencias previas me han dado cierta seguridad y un poco de conchudez. Eso siempre está en movimiento”, anota el creador.

LAS METÁFORAS EN UN MEDIO REALISTA

Rocío Limo se enfrenta a una situación más complicada: lo que ella presentará en Sótano 2 es una versión de la adaptación de Jorge Eines de “Macbeth”. ¿Podrá adaptar una propuesta sumamente poética a un formato que parece solo admitir el naturalismo?Estamos tomando algunos riesgos porque no solo el lenguaje es poético sino todo el montaje, que además tiene personajes que se alejan de lo cotidiano. Pero nos parece interesante salirnos de lo diario y hacer una obra que dure un poco más, en la que juguemos con los tiempos y nos alejemos un poco de la realidad”, comenta.

La música electrónica es uno de los puntos que jugarán a favor de “Macbeth”. Limo imagina que los espectadores se pondrán audífonos o conectarán sus computadoras a unos parlantes para disfrutar de la experiencia como se debe. A ello se le sumarán ocho cámaras, cuatro para Vera Castaño y cuatro para Eliana Fry, las actrices que darán vida a Macbeth y Lady Macbeth.

La apuesta, agrega Limo, pasa por un lenguaje audiovisual bien desarrollado.

La obra escrita y dirigida por Francisco Lumerman, es protagonizada por Alfonso Dibós. (Foto: Sótano 2)
La obra escrita y dirigida por Francisco Lumerman, es protagonizada por Alfonso Dibós. (Foto: Sótano 2)

Esta es una versión que cuenta la historia de ambos personajes, los muestra cometiendo todos sus crímenes para perpetuarse en el poder, pero los vuelven a repetir como si fuera una condena. Veremos cómo Macbeth, para querer ser rey, traiciona al monarca, a su mejor amigo, y se vuelve cada vez una persona más corrupta hasta que todo deviene en la caída del dictador, lo que puede hacer eco en la realidad nacional”.

Dicho eso, valdría preguntarle a Limo hasta dónde se puede llegar con el teatro virtual. Su respuesta es clara y evidencia un panorama un tanto decepcionante: hasta donde la velocidad del internet lo permita.El verdadero conflicto está allí, dependemos de eso y de un tiempo que ya no es el que conocemos. Y es que no llegamos a tener completo control de la situación. Aun teniendo el máximo internet, siempre podemos desaparecer de la pantalla. Hay riesgos locos en el teatro, pero nunca el de desaparecer. Eso es muy futurista”.

LAS OBRAS DE SÓTANO 2

  • “Macbeth, yo no me voy a morir”. Temporada: del 25 de setiembre al 3 de octubre. Horario: viernes y sábado, 9 p.m.
  • “Muerde”. Escrita y dirigida por Francisco Lumerman. Funciones: viernes 23 y sábado 24 de octubre.
  • “Preludio, ficciones del silencio”. Temporada: del 6 al 14 de noviembre. Funciones: viernes y sábado.
  • “Majareta en des_concierto”. Temporada: del Del 28 de noviembre al 6 de diciembre. Funciones: sábado y domingo, 4 p.m.
  • “El apellido comienza conmigo”. Del 15 al 23 de enero del 2021
  • “Pata de león”. Del 5 al 13 de febrero del 2021
  • “Fin”. Viernes 26 y sábado 27 de febrero del 2021

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Miami abre cines mientras los casos de COVID-19 disminuyen en Florida
El condado Miami-Dade, el más afectado por la COVID-19 en Florida, permite a partir de este viernes la apertura de cines, teatros, boleras, salas de conciertos

TE PUEDE INTERESAR