Theresa May no pidió a Donald Trump que preguntara a Vladimir Putin sobre la intoxicación con Novichok. (Foto: AFP)
Theresa May no pidió a Donald Trump que preguntara a Vladimir Putin sobre la intoxicación con Novichok. (Foto: AFP)
Redacción EC

La primera ministra de , , no le pidió al presidente de , , que le preguntara a su homólogo de , , sobre la intoxicación con de una pareja en Salisbury (Inglaterra), según fuentes de Downing Street.

Trump ya había dejado claro -con acciones como la expulsión de 60 diplomáticos- que comparte la opinión de la primera ministra sobre la responsabilidad del Kremlin en la intoxicaciones previas a este suceso del ex espía ruso Sergei Skripal y su hija Yulia, según portavoz del Gobierno de May.

No obstante, el pasado viernes Trump no mencionó el caso en la rueda de prensa que tuvo lugar en la residencia campestre de May en Chequers, donde fue preguntado acerca de los asuntos que pretendía abordar con Putin en Finlandia, con quien se ha reunido este lunes.

Según las fuentes oficiales británicas, May y Trump sí que trataron de este tema durante su reunión a puerta cerrada.

La dirigente conservadora declaró que "abrir canales de diálogo entre Estados Unidos y Rusia es clave para disminuir los riesgos de una confrontación".

Preguntada sobre si el líder republicano sacaría a colación las intoxicaciones de Salisbury, el portavoz de May aseguró que no sabía de qué hablarían, pero que "Trump y la primera ministra tienen una posición común en relación a esta cuestión".

"Hablaron sobre el caso de los Skripal y sobre lo que está ocurriendo en Salisbury, pero May no instó al presidente a hacer nada al respecto, ya que la posición de Estados Unidos es muy clara y se ha expresado públicamente", agregó.

Las declaraciones se producen después de que el hijo de Dawn Sturgess, la mujer que falleció a causa de la intoxicación, hiciera un llamamiento dirigido a Trump para que este expusiera el caso de su madre y su compañero al político ruso.

La fallecida Sturgess y su pareja, Charlie Rowley -quien continúa ingresado en estado grave- se envenenaron el pasado 30 de junio con el agente nervioso de fabricación rusa Novichok, el cual se encontraba en un frasco de perfume, según contó a los medios el hermano del afectado, Matthew Rowley.

Fuente: EFE