Fue la primera confrontación entre fuerzas militares continentales y los activistas antigubernamentales. (Foto: AFP)
Fue la primera confrontación entre fuerzas militares continentales y los activistas antigubernamentales. (Foto: AFP)
Redacción EC

Hong Kong. Este domingo soldados chinos emitieron una advertencia a manifestantes que apuntaban con rayos láser a los cuarteles de la ciudad, la primera confrontación directa entre la fuerzas militares continentales y los activistas antigubernamentales en cuatro meses.

El enfrentamiento con el Ejército Popular de Liberación (EPL) se produjo después de que las manifestaciones del domingo, a las que asistieron miles de personas, terminaran en violentos enfrentamientos en varias zonas del país.

La policía disparó gas lacrimógeno y cargó con porras contra la multitud, mientras que algunos manifestantes lanzaron ladrillos y bombas molotov contra la policía al caer la noche. Los manifestantes ocultaron sus rostros desafiando la ley de emergencia, de la era colonial, invocada por las autoridades el viernes, que prohibía el uso de máscaras.

Se enfrentan así a un año de cárcel por incumplir la prohibición. La policía realizó sus primeros arrestos bajo la nueva normativa, deteniendo a decenas de personas. Los agentes les ataron las muñecas y les desenmascararon la cara antes de subirlos a los vehículos. Algunos manifestantes yacían en posición fetal en el suelo, con las muñecas atadas a la espalda, después de haber sido sometidos con spray de pimienta y porras.

La policía arremete contra manifestantes enmascarados. (REUTERS/Jorge Silva).
La policía arremete contra manifestantes enmascarados. (REUTERS/Jorge Silva).

“La ley antimáscara solo alimenta nuestra ira y más gente saldrá a la calle”, dijo Lee, uno de los estudiantes que llevaba una máscara azul, mientras marchaba por la isla de Hong Kong.

“No tenemos miedo de la nueva ley, seguiremos luchando. Lucharemos por la justicia. Me pongo la máscara para decirle al Gobierno que no temo a la tiranía”.

La guarnición militar china en Hong Kong advirtió a cientos de manifestantes que podrían ser arrestados por apuntar con rayos láser a las paredes de sus cuarteles en la ciudad. Fue la primera interacción directa entre el EPL y los manifestantes.

El personal militar chino subido en el tejado del edificio sostenía un letrero en inglés y chino que decía: “Advertencia. Estás infringiendo la ley. Puedes ser detenido”.

Fuente: Reuters