Payasos asesinos: ¿Qué hay detrás de esta extraña moda global?
Payasos asesinos: ¿Qué hay detrás de esta extraña moda global?
Oscar García

Redactor en la revista Somos

oscar.garcia@comercio.com.pe

Lo que empezó como una moda macabra en Estados Unidos, donde personas vestidas de payaso maléficos salían a asustar a los transeúntes y conductores, se ha convertido en una moda global que está trayendo dolores de cabeza a las autoridades, tanto en América como en Europa. Desde el 19 de agosto pasado, los bromistas maquillados han ocasionado accidentes y hasta partos prematuros, debido a sus irrupciones repentinas y aterradoras. Han generado además de incontables denuncias por alteración de la paz. En Toronto (Canadá) y en Oregon (EE.UU.) algunas escuelas debieron cerrar sus puertas y solicitar refuerzo policial ante las amenazas anónimas que aseguraban un inminente ataque de payasos, para terror de los niños. En algunos condados de Estados Unidos ya han prohibido que se use disfraz de payaso este Halloween. 

El miedo a los payasos es una fobia bastante conocida y documentada. Esta empieza en la niñez, según el psicólogo clínico y psicoterapeuta de niños y adolescentes José Mogrovejo. “En los primeros años, los niños configuran su mundo a través de rostros que les son familiares, como el de la mamá o la papá. Los va diferenciando. El payaso, por su maquillaje, es una caricatura de persona que el menor no termina de definir qué es. Es una situación nueva a la que se enfrenta y está desconcertado”, dice. Cuando estas figuras se acercan la reacción adaptativa del niño es entrar en terror, llorar, gritar o huir.

Pero qué hay con los adultos. Muchos personas mayores sienten una sensación de incomodidad al estar frente a un payaso. Una teoría psicoanalítica de Sigmund Freud indican que los seres humanos experimentan temor ante aquello que es familiar y a la vez un poco distinto. Como ver a una persona conocida con los rasgos de la cara salidos. Esto sucede con el maquillaje de los payasos, en donde se puede percibir características humanas y artificiales. El cine también puede haber puesto su grano de arena para que los payasos ya no estén tan bien como ocurría en otras épocas.  

Mucho se ha hablado sobre si esta epidemia de avistamientos de payasos tenga relación con la miniserie de terror It, de 1990, basada en una popular novela de Stephen King de 1986 del mismo nombre sobre un payaso asesino. La compañía Warner ha desmentido que esto tenga que ver con el remake de la cinta, que ellos preparan para el 2017. Mientras, el mismo autor de la novela ha escrito en su cuenta de Twitter que debemos mantener la calma. “Tenemos que tranquilizarnos, la mayoría de los payasos son personas buenas, animan a los niños y hacen reír a la gente”, escribió.  

Lee más de este extraño fenómeno y su repercusión en los payasos locales en la edición de "Somos" este sábado.

TAGS RELACIONADOS