Dominic Cummings se desempeñó como asesor especial de Boris Johnson para lograr el Brexit. (REUTERS).
Dominic Cummings se desempeñó como asesor especial de Boris Johnson para lograr el Brexit. (REUTERS).
Redacción EC

Se ha dicho que Dominic Cummings fue el hombre más poderoso del , y que se movía desde las sombras, detrás del primer ministro .

MIRA: “Dejemos que los cuerpos se apilen por miles”: publican comprometedoras filtraciones de Boris Johnson

El portal de anota que no se trata de una exageración: el papel de Cummings habría sido vital para que se apruebe el Brexit.

De hecho, recoge que algunos los medios lo apodaron Rasputín.

Sin embargo, siempre ha procurado mantener un perfil bajo.

Hijo de una profesora y de un gerente de proyectos de plataformas petrolíferas, Cummings en Historia Antigua y Moderna por la Universidad de Oxford en 1994.

Hasta cierto punto, Cummings puede verse como un típico ‘tory’ educado en Oxford. Aunque estudió en universidades privadas, no se le encontrará posando en fotografías del Oxford Bullingdon Club como a Johnson y al ex primer ministro conservador David Cameron”, anota .

Extraño y astuto. Con esas dos palabras, según recoge el medio, fue descrito por sus profesores y compañeros de la universidad.

Ello concuerda con : “se ha dicho de él que lo subestimas por tu cuenta y riesgo”.

Entre tanto, David Cameron lo “’”.

SIMPATÍAS POLÍTICAS

Cummings siempre apostó por promover políticas extremadamente conservadoras y hasta, podría decirse, nacionalistas, aunque nunca se afilió a ningún partido.

recuerda que él fue “director del lobby Business for Sterling contra la entrada” del euro al Reino Unido, entre 1999 y el 2002.

Además, trabajó con Iain Duncan Smith, exlíder del Partido Conservador, y el diputado Michael Gove.

Con esos pergaminos, empezó a trabajar con Boris Johnson para sacar adelante el Brexit.

Según Euronews, fue Cummings quien ideó los slogans “Recuperar el control” y “350 millones de libras esterlinas para el NHS” (siglas del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido), “argumento utilizado por Johnson en el 2016 como cantidad de dinero que supuestamente el país se podría ahorrar con su salida del bloque comunitario”.

El primer ministro británico Boris Johnson. (REUTERS).
El primer ministro británico Boris Johnson. (REUTERS).

PELEA Y CONTRAATAQUE

En noviembre del año pasado, Cummings tomó una gran caja de cartón, guardó sus pertenencias y abandonó el número 10 de Downing Street. El asesor de Boris Johnson había caído en desgracia.

En los pasillos de Westminster abundaron especulaciones sobre que la prometida de Johnson, Carrie Symonds, se alineó con la nueva secretaria de prensa de Johnson, Allegra Stratton, para expulsar a [Lee] Cain [, director de comunicaciones], para disgusto de Cummings, quien luego amenazó con renunciar. Y lo cumplió”, recuerda .

Y, como si fuera una venganza, ahora Cummings ha culpado a su exjefe Johnson, de ser culpable de las muertes causadas por la pandemia del coronavirus.

” anota que “el ex asesor de Johnson y artífice del Brexit alega que el premier se opuso de entrada a ‘más jodidos confinamientos’ ante la segunda ola de Covid el pasado otoño”.

Y agrega:

Cummings culpa también a Johnson de haberse negado al cierre total de fronteras durante la primera oleada, considerado como uno de los factores que más contribuyeron al aluvión de infecciones entre marzo y abril del 2020”.

Mientras Downing Street niega las acusaciones, Cummings contratacó señalando a Symonds de instigar el “comportamiento inmoral y posiblemente ilegal de Johnson”.

Por el momento habrá que esperar a las novedades que comparta Cummings, quien según “”, “ha preparado un comprometedor informe con mensajes y declaraciones de Johnson que hará público durante su comparecencia en un comité parlamentario en las próximas semanas”.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

El COVID-19 cumple un año de ser declarado como pandemia

TE PUEDE INTERESAR