Ecuador: 35 detenidos y 5 heridos marcan quinto día de huelga
Ecuador: 35 detenidos y 5 heridos marcan quinto día de huelga

Quito. Treinta y cinco indígenas fueron detenidos y cinco policías resultaron heridos este lunes, durante el desalojo de una vía del sur de bloqueada por los nativos en el quinto día de manifestaciones contra el gobierno de Rafael Correa, dijo la gobernadora de Loja.

El fin de semana, otros 17 militares y policías resultaron lesionados durante el despeje de una carretera de la Amazonía en el que fueron capturados seis indígenas. 

Con piedras y árboles talados, los indígenas saraguros cerraron temprano este lunes una importante carretera de la provincia de Loja (sur). Policía y militares respondieron con una operación para restablecer el tránsito, señaló a la AFP la gobernadora de Loja, Johanna Ortiz.

"Ellos tomaron como medida de hecho cerrar la vía. Hubo un contingente policial y militar que se encargó de hacer el desalojo pertinente, para poder habilitar la vía que es de uso de miles de ciudadanos", describió la funcionaria vía telefónica.

La acción desencadenó en fuertes choques. 

"Hay alrededor de 30 personas detenidas y cinco policías heridos, dos de ellos tenían heridas graves producto de una bomba molotov que le cayó en el pecho a uno de los policías", dijo Ortiz.

La gobernadora indicó que los manifestantes intentaron impedir el despeje de la vía con "bombas molotov, piedras y juegos artificiales" y que luego retuvieron a dos autoridades de la provincia, en represalia por el operativo. 

La Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), principal organización aborigen que está en oposición al Gobierno, denunció una fuerte represión policial y militar, y la supuesta detención arbitraria de manifestantes.

"En este operativo hay varios heridos, denunciamos especialmente la violencia hacia las mujeres", apuntó la Conaie en un comunicado.

Los indígenas de la Conaie, que se declararon en "levantamiento" (protesta progresiva) contra Correa, rechazan las leyes o iniciativas del gobierno, que en la práctica les ha quitado poder en la administración del agua, la tierra y la educación en sus territorios.

Asimismo, se oponen a un paquete de enmiendas constitucionales que tramita el Congreso, de mayoría oficialista. Una de las reformas permitiría a Correa, en el poder desde 2007, buscar la reelección en el 2017.

El jueves último miles de manifestantes marcharon contra Correa en Quito y otras ciudades, y grupos indígenas bloquearon varias vías. Esa jornada de protesta, en la que otros miles de personas marcharon en apoyo al mandatario, concluyó con enfrentamientos que dejaron 67 policías heridos y 47 detenidos.