El excandidato opositor boliviano, Carlos Mesa, denunció a través de su cuenta en Twitter haber recibido información sobre una turba que se dirigía a su casa “para destruirla” e instó a que las autoridades eviten “esa locura”. (Reuters)
El excandidato opositor boliviano, Carlos Mesa, denunció a través de su cuenta en Twitter haber recibido información sobre una turba que se dirigía a su casa “para destruirla” e instó a que las autoridades eviten “esa locura”. (Reuters)
Redacción EC

El excandidato opositor , , denunció a través de su cuenta en Twitter haber recibido información sobre una turba que se dirigía a su casa “para destruirla” e instó a que las autoridades eviten “esa locura”.

La policía aún no se ha pronunciado al respecto.

La noche del domingo, tras conocerse la renuncia de a la presidencia de Bolivia, el exmandatario denunció también que un grupo de manifestantes había destruido su casa en Cochabamba y atentado contra las propiedades de otros dirigentes oficialistas.

Además, familiares de políticos cercanos a Morales habrían recibido amenazas.

Desde la mañana se han registrado algunos enfrentamientos en diferentes ciudades de Bolivia, principalmente protagonizados por simpatizantes de Morales,que denuncian que se produjo un golpe de Estado en su contra.

Morales renunció a la presidencia tras el estallido social en su contra que se desencadenó tras los comicios del 20 de octubre.

El proceso electoral, donde Mesa se perfilaba para disputar la presidencia con Morales en una segunda vuelta, tuvo diversas irregularidades según determinó un equipo especializado de la OEA que llegó al país altiplánico ante las denuncias de fraude.

Por la tarde del lunes, un periodista de la agencia AFP informó que un grupo de seguidores de Morales llegaron desde El Alto hasta La Paz y se temían enfrentamientos con los manifestantes de la oposición que se mantenían en la plaza Murillo “resguardando” el Palacio Presidencial.