Venezuela envía más militares a la frontera con Colombia
Venezuela envía más militares a la frontera con Colombia

Caracas. El gobierno de inició un censo en municipios fronterizos en los que se mantiene un cierre indefinido de la frontera con Colombia y donde persiste el estado de excepción decretado por el presidente Nicolás Maduro, al tiempo que este lunes reforzó la presencia militar en la zona.

Un contingente de 180 militares arribó este lunes al estado Táchira (suroeste), en la frontera con Colombia, en aviones Hércules de la Fuerza Aérea Venezolana. Estos efectivos son parte de los 3.000 militares que Maduro ordenó desplegar en la zona de seguridad 2 de esta localidad, que abarca los municipios Ayacucho, García de Hevia, Lobatera y Panamericano.

Venezuelan marines deplane from a Venezuelan Air Force Chinese-made Y-8F-100 transport aircraft in La Fria, Tachira state, Venezuela, close to the Venezuela-Colombia border on August 31, 2015. Venezuela started taking a census Monday in towns along the border with Colombia as part of a diplomatic spat that has seen more than 1,000 Colombians deported. AFP PHOTO/GEORGE CASTELLANO

AFP

En esa conflictiva región es donde el gobierno dispuso realizar un censo, según un decreto divulgado en la gaceta oficial.

"Se crea el Registro Único para la Restitución de los Derechos Sociales y Económicos en la Frontera, con la finalidad de recabar y proporcionar información actualizada (...) la cual permitirá elaborar estadísticas oportunas y confiables que orienten la toma de decisiones", dice el decreto 1.959. 

El censo recabará datos sobre "población, viviendas, establecimientos comerciales e industriales, infraestructura, servicios públicos, actividades económicas y áreas agrícolas". 

La medida opera en seis de los 10 municipios de Táchira sujetos al estado de excepción decretado el pasado 21 de agosto por el presidente Maduro, que prohíbe el porte de armas y las "reuniones públicas que no hubieren sido previamente autorizadas", y que permite allanamientos y escuchas telefónicas sin orden judicial.

El pasado 19 de agosto, Maduro ordenó el cierre de algunos pasos fronterizos, tras lo cual se deportó a un millar de colombianos (de los más de 5 millones que viven en Venezuela). 

La decisión fue tomada tras un ataque a militares venezolanos, ocurrido días atrás en medio de una operación anticontrabando, y que el mandatario atribuyó a "paramilitares colombianos".

La crisis se profundizó aún más el pasado jueves, cuando ambos países llamaron a consultas a sus embajadores en medio de denuncias de violaciones de derechos humanos de los damnificados.

La semana pasada, en cadena nacional de radio y televisión, Maduro pidió a sus partidarios "buscar a todos los colombianos trabajadores y honestos" que residen en el país y crear un "movimiento bolivariano de colombianos en Venezuela para defender la soberanía y la paz".

Colombia y Venezuela comparten una porosa frontera de 2.219 km, en la que ambos denuncian la actividad de grupos irregulares que lucran con el contrabando de combustible y otros productos altamente subsidiados por el gobierno venezolano.

Fuente: AFP