Jesús Hernández Alcocer asesinó a su esposa la cantante Yrma Lydya en un restaurante de Ciudad de México.
Jesús Hernández Alcocer asesinó a su esposa la cantante Yrma Lydya en un restaurante de Ciudad de México.

La mañana de este martes se reportó el fallecimiento de Jesús Hernández Alcocer, presunto asesino de la cantante ocurrido en junio pasado en un privado del restaurante Suntory de la colonia del Valle, en la Ciudad de México.

La Secretaría de Seguridad Ciudadana de Ciudad de México confirmó la muerte de Jesús Hernández, que estaba acusado de feminicidio e internado en el Reclusorio Norte.

MIRA: Cantante mexicana fue asesinada por su esposo en pleno restaurante

La autoridad indicó que este martes el abogado manifestó sentirse mal y fue trasladado al servicio médico del reclusorio, donde se le brindaron las atenciones médicas para reanimarlo; sin embargo, a las 10:45 horas fue declarado muerto.

Cabe señalar que el pasado 12 de septiembre Jesús Hernández Alcocer tuvo un infarto cerebrovascular y se le realizaron tomografías debido a una condición de salud delicada.

MIRA: Esto habría escrito la cantante Yrma Lydya en el mantel del restaurante minutos antes de ser asesinada por su esposo

Jesús Hernández Alcocer, acusado de feminicidio en contra de su esposa Yrma Lydya Gamboa, fue vinculado a proceso días después de su detención en junio pasado y se le había dictado la medida cautelar de prisión preventiva en el Reclusorio Norte.

El juez encargado del caso había otorgado un plazo de cuatro meses para el cierre de la investigación.

MIRA: ¿Qué pasó con las otras esposas del presunto feminicida de Yrma Lydya que murieron en “condiciones sospechosas”?

Cabe señalar que antes de ingresar a una de sus primeras audiencias, Jesús Hernández Alcocer manifestó “sentirse mal” y solicitó intervención médica, por lo que llegó en silla de ruedas acusando males crónico degenerativos.

“Intentó ahogarme, me dio toques con una pistola”

Seis meses antes de ser asesinada por su esposo, la cantante Yrma Lydya habría denunciado al abogado Jesús Hernández Alcocer por violencia familiar y múltiples agresiones.

Ante el Ministerio Público, la joven señaló que el abogado intentó ahogarla en un jacuzzi, luego la habría torturado con una pistola eléctrica.

Diversas omisiones provocaron que el caso fuera enviado al no ejercicio de la acción penal.

Imágenes presentadas en el noticiero Despierta con Danielle Dithurbide muestran la confirmación de la denuncia que la cantante había iniciado contra quien posteriormente sería su feminicida.

Discusión se tornó violenta

De acuerdo con el periodista Antonio Nieto, la carpeta de investigación señala que la noche del 19 diciembre del 2021 Yrma Lydya y Jesús Hernández discutieron en un restaurante al sur de la capital.

La afectada declaró que su pareja la golpeó en el estacionamiento del restaurante y durante el trayecto a su residencia en la colonia Jardines del Pedregal.

“Mi esposo comenzó a agredirme de manera física y verbal. Me dijo que era una prostituta, una golfa, y me pegó varias patadas cuando estábamos en el estacionamiento”, declaró en aquella ocasión Yrma Lydya.

Agregó que al ingresar al domicilio conyugal continuaron las agresiones hasta llegar a las amenazas de muerte.

“Me llevó jalándome del cabello hasta el baño de nuestra recamara, sacó una pistola que siempre carga en su bolsa de mano, me apuntó, y me dice que me quería matar”, dijo.

Jesús Hernández intentó ahogarla y la torturó

Según se relata en el expediente, aquella noche Jesús intentó ahogarla en el jacuzzi, después presuntamente la torturó con un dispositivo eléctrico.

“Mi esposo Jesús me puso una pistola de toques en el estómago, mientras me agredía me decía ojalá te mueras. Yo forcejeaba para que me soltará”, relató.

Horas después de la agresión, Yrma Lyda se presentó a la Fiscalía de Álvaro Obregón para denunciar a Hernández Alcocer.

En el lugar se tomó su declaración y se giraron oficios a distintas áreas de la dependencia para que apoyarán a la joven.

Consta en los documentos mostrados en el noticiero que se solicitaron medidas de protección y la presencia policial durante 60 días; sin embargo, el Ministerio Público no reclasificó el delito de violencia familiar a tentativa de feminicidio.