Las autoridades no precisan cuándo se terminará el hospital de Juliaca, que lleva más de una década en proceso de construcción (Foto: Gobierno Regional de Puno)
Las autoridades no precisan cuándo se terminará el hospital de Juliaca, que lleva más de una década en proceso de construcción (Foto: Gobierno Regional de Puno)
Daniel Bedoya

En medio de la emergencia que se vive por la propagación del , en China se construyó un hospital en tan solo 10 días. Se trata del centro médico Huoshenshan, en la ciudad de Wuhan. A miles de kilómetros del país asiático, en el Perú, el estado de los proyectos para construir y centros de salud es diametralmente opuesta. Al menos en cuatro regiones existen establecimientos médicos con retrasos de casi 10 años en su construcción. Las estructuras incompletas lucen en completo estado de abandono.

¿Cuáles son las causas que determina la lentitud de las obras? Para Godofredo Talavera, presidente de la Federación Médica Peruana, las demoras tienen muchos factores y que los más perjudicados son los pacientes. “Es una mezcla de todo. Falta de gestión, corrupción, la despreocupación del Estado en general por la salud. China nos está dando el ejemplo de una construcción en 10 días”, manifestó no sin dejar de recordar que esta situación se arrastra desde gobiernos anteriores.

“Realmente [la salud] está abandonada, no solamente por este gobierno, sino por los anteriores”, comentó.

Pero la falta de estructuras no es el único problema en este sector. Para el doctor Talavera la falta recursos humanos, insumos y equipos, también dificulta la calidad de atención. Además, recordó que en Lima hay otros nosocomios que deberían renovarse como el hospital Hipólito Unanue, el Sergio Bernales, Dos de Mayo, entre otros, que son los más importantes.

Casos emblemáticos

En Puno, el Hospital Materno Infantil de Juliaca actualmente está en proceso de construcción y no tiene fecha de entrega. Fue iniciado en marzo del 2010, cuando era presidente regional Hernán Fuentes Guzmán. Diversas irregularidades, observadas por la Contraloría General de la República (CGR), motivaron la paralización.

“El avance físico de la estructura es considerable. La parte más difícil es el equipamiento. Al ser una obra proyectada desde hace años, es necesario actualizar el tipo de equipos y costos, y eso recién se está contemplando. No puedo precisar cuánto durará esa fase”, señaló a El Comercio Dante Coasaca Núñez, gerente general del Gobierno Regional de Puno.

Otro caso se presenta en Huarmey (Áncash). El 17 de setiembre del 2018 el presidente Martín Vizcarra prometió que entregaría en el 2020 un centro médico moderno y equipado para atender a más de 33 mil personas. Nada de eso se ha cumplido: el proyecto lleva más de 16 meses de retraso.

Se trata de una alternativa al nosocomio que fue rehabilitado un año después de El Niño costero. El nuevo establecimiento sería edificado sobre un terreno de 9.500 m2 en el asentamiento humano Santo Domingo. La elaboración del expediente técnico demoraría seis meses y la construcción demandaría un año y medio; es decir, en setiembre de este año la obra debería estar culminada según el anuncio de Vizcarra. Sin embargo, el primer proyecto que fue adjudicado bajo la modalidad de obras por impuestos en la Reconstrucción con Cambios está rezagado.

¿Por qué demora tanto? El alcalde de la Municipalidad Provincial de Huarmey, Elmer Dueñas Espíritu, dijo que el retraso se debe a la elaboración de los estudios de ingeniería y arquitectura, del equipamiento y el saneamiento del terreno, que son parte de las tres primeras etapas del expediente técnico.

Del mismo modo, en el 2010 se planteó la construcción del nuevo hospital de Andahuaylas, en Apurímac, con un financiamiento inicial de casi S/60 millones.

Con un plazo de 20 meses, los trabajos empezaron en el 2013. En ese período, el ex gobernador regional Elías Segovia Ruiz y otros nueve exfuncionarios fueron investigados por la CGR tras detectar presuntos desvíos presupuestales destinados a la construcción. Desde esa fecha hasta la actualidad, de acuerdo con información de la CGR, la obra quedó paralizada y se encuentra en un 51% de avance.



TAGS RELACIONADOS