El Senasa, que depende del Ministerio de Agricultura, capacita a los agricultores de dos comunidades huancavelicanas. (Foto referencial: Leslie Searles / El Comercio)
El Senasa, que depende del Ministerio de Agricultura, capacita a los agricultores de dos comunidades huancavelicanas. (Foto referencial: Leslie Searles / El Comercio)
Redacción EC

Más de 4 mil familias del distrito de Yauli, en la región Huancavelica, son capacitadas en el manejo integral de sus cultivos de papa. Esto gracias a las Escuelas de Campo que instaló el Servicio Nacional de Sanidad Agraria (Senasa), en esta localidad donde la papa es un producto crucial para la subsistencia.

Según informó Senasa, en Huancavelica hay unas 600 variedades de papas nativas que se siembran en más de 600 hectáreas. Por ello, en las Escuelas de Campo los campesinos aprenden a identificar y controlar plagas. El objetivo es que logren un mayor rendimiento en sus cultivos.

Las escuelas benefician directamente a los campesinos de los centros poblados de Paltamachay y Chacapampa. Las papas que ellos cultivan se venden luego en los mercados de Yauli y Huancavelica. Otros participan en ferias y exposiciones en la capital.

Los agricultores aprenden técnicas para el control de plagas mediante la instalación de trampas caseras en parcelas, trampas amarillas con pegamento casero, caldo de bórdales (preparado anti hongos) y otros métodos impartidos por los servidores del campo.