Las dos inspecciones reportadas se llevaron a cabo como parte de un programa de asistencia a los gobiernos regionales y locales y contó con el apoyo del Indeci (Imagen: Ingemmet)
Las dos inspecciones reportadas se llevaron a cabo como parte de un programa de asistencia a los gobiernos regionales y locales y contó con el apoyo del Indeci (Imagen: Ingemmet)
Redacción EC

El Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico (Ingemmet) ha identificado zonas con alto grado de vulnerabilidad frente a deslizamientos en las localidades de Culpayacu y Chucllaccasa, ambas ubicadas en la provincia y región de Huancavelica.

En el primer caso, una roca de 30 metros de largo y 40 metros de altura podría desprenderse del cerro Aparinaco y afectar varias viviendas del barrio La Quinta Boliviana, afirmaron especialistas de dicha entidad. Otros bloques rocosos, suspendidos a más de 100 metros sobre las viviendas, podrían caer a consecuencia de sismos o lluvias, por lo que recomendaron a las autoridades tomar acciones de prevención.

La última caída de rocas sobre esta localidad se registró el pasado 23 de octubre. Asimismo a fines de marzo se reportaron varios deslizamientos debido a las lluvias de estación.

De otro lado, en Chucllaccasa, ubicada en el distrito de Yauli, la fricción originada por el desplazamiento de masa ha ocasionado la combustión de material orgánico y emanación de gases. También se observa en la zona procesos de erosión fluvial y de suelos, que afectan a un colegio y a un centro de salud del lugar.

Un fenómeno geológico similar se registró en la localidad cusqueña de Lluscos, que en marzo fue declarada en estado de emergencia tras la ocurrencia de desplazamientos de tierra que destruyeron viviendas y sembríos en casi 28 hectáreas de terrenos de dos caseríos. Las rajaduras en el lugar se habían reportado desde el 2012.

Las dos inspecciones reportadas se llevaron a cabo como parte de un programa de asistencia a los gobiernos regionales y locales y contó con el apoyo del personal de Defensa Civil (Indeci). La caracterización de los peligros se hizo mediante un cartografiado de detalle con fotografías terrestres y aéreas tomadas con drones. Los resultados servirán como información para el proceso de prevención y toma de decisiones dentro de la política nacional de gestión de riesgo de desastres.