Según el colaborador, Alan García, Jorge Barata y Luis Castañeda Lossio se reunieron en una cena en la casa de Luis Nava, ubicada en La Molina. (Foto: GEC)
Según el colaborador, Alan García, Jorge Barata y Luis Castañeda Lossio se reunieron en una cena en la casa de Luis Nava, ubicada en La Molina. (Foto: GEC)
Giovanna Castañeda Palomino

Un colaborador eficaz declaró al fiscal José Domingo Pérez que el expresidente solicitó al exjefe de en Perú, Jorge Barata, que aporte a las campañas presidencial y municipal de , en el 2011 y el 2014, respectivamente. El Comercio accedió al testimonio en el que detalla que el exejecutivo brasileño le confirmó al exmandatario que, tras su pedido, entregó US$200.000 y que “daría más”.

En la declaración a la que este Diario tuvo acceso, el colaborador de la fiscalía narró que sabía que a inicios del 2011, Alan García le pidió a, su entonces secretario de la Presidencia y principal hombre de confianza, que organice una reunión en su casa ubicada en La Molina y que invite a Castañeda. El expresidente –según el testimonio– dijo que se encargaría de invitar a Barata.

Se encontraban presentes Alan García, Jorge Barata, Luis Castañeda Lossio y Luis Nava Guibert. Además se encontraban Jorge Zegarra, quien era asesor de Castañeda Lossio y Jose Antonio Nava Mendiola, hijo de Nava Guibert, quien se encargaba de la parrilla, pero no compartían de la conversación”, señaló el colaborador.

En el testimonio, el colaborador eficaz 2017-007 precisó que en dicha cena, García “le solicita” a Barata un aporte a la campaña de Castañeda porque “él iba a ser el próximo presidente”, lo que el exejecutivo brasileño acepta. “(Castañeda Lossio) le indica que coordine con su asesor principal Jorge Zegarra”, continuó el testigo.

Luego de dicha parrilla, indicó el colaborador, Zegarra se comunicó con Nava Guibert para decirle que Barata no estaba dando el dinero solicitado. “Barata le dice a García que le había dado US$200.000 para la campaña de Castañeda entre enero y febrero del 2011. Castañeda se quejaba y decía que era muy poco. Frente al reclamo, Barata decide dar más”, remarcó.

Luis Nava declara esta mañana como testigo ante la fiscal Milagros Salazar del Equipo Especial Lava Jato sobre los aportes de Odebrecht a la campaña del exalcalde de Lima.
Luis Nava declara esta mañana como testigo ante la fiscal Milagros Salazar del Equipo Especial Lava Jato sobre los aportes de Odebrecht a la campaña del exalcalde de Lima.

–El aporte del 2014–

Durante la campaña municipal del 2014, la historia fue muy parecida. En su declaración, el colaborador eficaz cuenta que en agosto de ese año –dos meses antes de las elecciones– hubo otra reunión en casa de Nava entre García y Castañeda, a pedido de este último. También estuvieron presentes –así como en el 2010– el asesor Zegarra y Jose Antonio Nava Mendiola. En esta reunión no estuvo Barata.

En dicho encuentro, Castañeda Lossio “se queja” de que la empresa Odebrecht había apoyado a Susana Villarán, quien postulaba a la reelección en la Alcaldía de Lima.

Se le notó amargado, enemistado y distante con Barata”, detalló. Entonces, García nuevamente se ofrece a pedir el aporte a la constructora brasileña para la campaña del líder de Solidaridad Nacional. “Castañeda le pide a García que les hablara para que lo apoyen en la campaña para la alcaldía de Lima; a ello García le dijo que él se ocuparía y que no se preocupara. Castañeda señala que el dinero debía entregarse a su asesor Jorge Zegarra. García indica que haría la gestión y que Luis Nava Guibert lo llamaría”, manifestó.

El colaborador eficaz aseguró tener conocimiento de que Barata sí apoyó con dinero a Castañeda en la campaña del 2014 y que lo hizo a través de Martín Bustamante, quien fue el hombre de confianza del exalcalde. Sin embargo, según contó, Zegarra llamaba “insistentemente” a Nava Guibert para que le diga a García que se comunique con los brasileños para que den más dinero. “Tengo conocimiento que Zegarra sí recibió el dinero de los brasileños”, concluyó.

Cabe precisar que, en octubre pasado, el colaborador eficaz Nº 155-2019 declaró a la fiscalía que Castañeda recibió US$500.000 de Odebrecht para la campaña del 2014. Detalló que fueron tres remesas y que Bustamante fue quien recibió los sobres de dinero en su domicilio.

–Muestras de apoyo–

Entre los hechos narrados por el colaborador, también resalta cómo empezaron las manifestaciones de apoyo de García a Castañeda. Precisó que, a mediados del 2010, en Palacio de Gobierno hubo una reunión de empresarios brasileños en la que Barata y Nava Guibert estaban presentes.

En la conversación, el exjefe de Odebrecht en Perú le preguntó al entonces jefe de Estado quién sería el próximo presidente. Además le preguntó por Javier Velásquez Quesquén, el ex primer ministro que estaba postulando a la presidencia con el APRA.

García siempre decía que si bien él no podía hacer presidentes, pero sí podía impedir que otro sea. En esas circunstancias, García responde a Barata y le indica que sería Luis Castañeda Lossio”, contó el colaborador. En ese momento, narra el testigo, García le indicó a Nava que le diga al exalcalde de Lima “que estaba obteniendo un colaborador o donante”.

Este Diario pudo comprobar con el documento titulado “Programa presidencial martes 24 de agosto del 2010”, al que tuvo acceso, que ese día García inauguró las obras de agua potable y alcantarillado en Lurín. En ese evento en su agenda oficial, se señala que entre los asistentes estuvo no solo el entonces embajador de Brasil, Jorge Taunay, sino también Barata y otros ejecutivos de las empresas brasileñas Odebrecht, Andrade Gutiérrez y Engevix.

En su testimonio, el colaborador también contó que el 10 de octubre del 2010, Castañeda Lossio, siendo alcalde de Lima, invitó a García a inaugurar el Museo Metropolitano de Lima. El testigo recordó que al concluir el evento, García indicó a la prensa que “ya tenía a su candidato”, abrazando a Castañeda. “Tengo conocimiento que García le indica a Javier Velásquez Quesquén que no se resienta y que siga postulando”, precisó.

Efectivamente, en la fecha indicada por el colaborador, el exmandatario acudió a dicha inauguración. Al ser consultado por la candidatura aprista para los próximos comicios, solo atinó a decir: “Yo estoy aquí con mi candidato”, en alusión a Castañeda. Al día siguiente, Velásquez Quesquén presentó su candidatura desde las Tumbas Reales del Señor de Sipán, en Lambayeque.

–Descargos–

En diálogo con este Diario, Erasmo Reyna, abogado de los familiares del expresidente Alan García, descartó “totalmente” la declaración del colaborador eficaz y afirmó que era “delirante”. “Aun cuando las relaciones (entre García y Castañeda) eran de respeto y de mutua colaboración como gobernantes, me parece que es una afirmación absolutamente delirante y temeraria pensar que el jefe de Estado andaba de 'buscafinancista’ y ‘marketero’ del alcalde", dijo.

Intentamos comunicarnos con el abogado de Luis Castañeda Lossio, Bryan Kabshter, pero hasta el cierre de esta nota no respondió las llamadas ni los mensajes.

Por su parte, el abogado de Luis Nava, Raúl Noblecilla Olaechea, señaló que junto a su patrocinado se ha determinado no prestar ninguna declaración al respecto. “Será evaluado por la autoridad. Estoy seguro que pronto se podrán sacar conclusiones”, sostuvo. El exsecretario de la Presidencia declaró hoy como testigo ante la fiscal Milagros Salazar del Equipo Especial Lava Jato sobre los aportes de Odebrecht a la campaña del exalcalde de Lima.

El Comercio buscó la versión del excongresista Javier Velásquez Quesquén, quien afirmó que desconocía el hecho y que no tenía “nada que opinar”.