José Luna Gálvez es investigado por presuntamente pagar coimas para lograr influir en la elección del jefe de la ONPE. (Foto: Alonso Chero/El Comercio)
José Luna Gálvez es investigado por presuntamente pagar coimas para lograr influir en la elección del jefe de la ONPE. (Foto: Alonso Chero/El Comercio)
Redacción EC

La fiscalía evalúa que los presuntos delitos que habría cometido el fundador de Podemos Perú, , serían suficientes para que se dicten en su contra hasta 22 años de prisión efectiva por el caso que ha denominado “Los gángsters de la política”.

El fiscal Jhonatan Nuñera, adjunto del despacho de Sandra Castro, hizo esta estimación en su pedido de 36 meses de prisión preventiva ante el juez Jorge Chávez Támariz, del Tercer Juzgado de Investigación Preparatoria de la Corte Especializada.

(Los dos delitos son) organización criminal agravado por ser líder y financista, cuyo marco punitivo es de 15 a 20 años. El segundo delito es el de cohecho activo específico de 5 a 8 años. Atendiendo que estamos ante un concurso real, se deben sumar las penas”, señaló el fiscal.

Por el primer delito, el Ministerio Público evalúa una pena de 16 años y por el segundo, de 6 años, sumando así un total de 22 años de prisión necesariamente efectiva.

Además de la gravedad de los delitos imputados y de la posible condena para justificar el pedido de prisión preventiva, Nuñera aseguró que hay indicios y testimonios que permiten un grado de sospecha grave de que Luna Gálvez pagó coimas para influir en exmiembros del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM) y así lograr que se nombre a Adolfo Castillo como jefe de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE).

Todo con la finalidad de lograr la inscripción del partido Podemos Perú, por el cual está siendo candidato al Congreso por Lima como cabeza de lista en las elecciones generales del 2021.

Entre estos indicios, el fiscal del equipo especial del caso “Los Cuellos Blancos del Puerto” señaló que el 20 de marzo del 2017 se llevó a cabo una reunión en la Universidad Telsup en la que participaron José Luna Gálvez, José Luis Cavassa Roncalla y Fernando Obregón Mansilla, quien en compañía de Adolfo Castillo Meza celebraron la elección de este último como jefe de la ONPE. En esta cita se habría concretado un pago ilícito, según el Ministerio Público.

La información es considerada como corroborada por el registro de llamadas telefónicas entre los participantes de esta reunión, ya que las horas y las ubicaciones de los investigados permiten confirmar que se llevó a cabo la reunión en Telesup.

Jhonatan Nuñera añadió que había peligro de fuga por parte de Luna Gálvez al recordar que se internó en una clínica local para evitar ser detenido de manera preliminar durante las investigaciones en noviembre, y que su candidatura al Congreso le permitiría viajar al interior del país.

Asimismo, advirtió de un peligro de obstaculización a la justicia al manifestar que el candidato al Congreso tuvo acceso a información de la investigación en su contra cuando todavía era un proceso secreto en setiembre del 2020. Esto, a través de coordinaciones con la fiscal que estaba en ese momento a cargo del caso, Flor Erazo Marín. El fiscal presentó un video para confirmar que Luna Gálvez, su abogado Mateo Castañeda y la fiscal se reunieron el 28 de setiembre.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

Te puede interesar