Redacción EC

Esta mañana empezó la primera de las que serán diversas audiencias de control de acusación por la denuncia que ha presentado el Ministerio Público contra los excongresistas , Guillermo Bocángel y Bienvenido Ramírez por la presunta compra de votos contra la moción de vacancia que afrontó Pedro Pablo Kuczynski (PPK) en el 2018.

La fiscal adjunta suprema Bersabeth Revilla ha pedido 12 años de prisión efectiva contra Fujimori y Bocángel, así como contra el exasesor del primero, Alexei Toledo. Contra Ramírez ha solicitado 11 años de cárcel.

Los cuatro denunciados son acusados de los delitos de cohecho activo genérico propio y tráfico de influencias agravado por las negociaciones que realizaron en marzo del 2018 y que salieron a la luz a través de los videos y audios que presentó el entonces legislador de Fuerza Popular Moisés Mamani.

Pese a que son cuatro los acusados, el único presente en la audiencia de instalación del control de acusación fue Kenji Fujimori, quien estuvo acompañado por su abogado Franco Miguel García Lazo. El resto de imputados estuvo representado por su defensa legal correspondiente.

De parte del Ministerio Público, el fiscal adjunto supremo Alcides Chinchay fue el encargado de presentar formalmente la denuncia contra los tres exlegisladores como representante de la Segunda Fiscalía Suprema Transitoria Especializada en Delitos Cometidos por Funcionarios Públicos.

Te puede interesar

TAGS RELACIONADOS