Martín Calderón

Los integrantes del Congreso disuelto cuestionaron la forma y el fondo del plan de trabajo que presentaron ayer el presidente y el primer ministro .

Por primera vez desde el 2016, todos ellos siguieron los anuncios del Ejecutivo fuera del Congreso, al que solo tienen acceso los miembros de la Comisión Permanente.

Víctor Andrés García Belaunde (Acción Popular) hizo hincapié en el escenario empleado por el Ejecutivo, Palacio de Gobierno, y los asistentes al evento.

“Fue un discurso ante amigos y autoridades que dependen de los recursos [que asigna el gobierno]. Ahí no había representación popular”, comentó.

García Belaunde agregó que no hubo ningún tipo de contrapeso político, como hubiera ocurrido si Zeballos se presentaba ante el Congreso.

Una lectura similar tuvo César Vásquez (Alianza para el Progreso), quien señaló que fue “un mensaje atípico por el escenario”.

Jorge del Castillo (Apra) consideró una descortesía que el Ejecutivo no haya invitado al presidente de la Comisión Permanente, Pedro Olaechea, quien aún libra una batalla legal en el Tribunal Constitucional contra la .

—Errores y aciertos—

Del Castillo sí destacó el anuncio del Ejecutivo a favor de la venta de medicamentos genéricos en establecimientos farmacéuticos públicos y privados. Además, consideró acertado el anuncio de un decreto de urgencia para el control de concentraciones empresariales o fusiones.

Sin embargo, Rosa Bartra (Fuerza Popular) cuestionó que ni el mandatario ni su primer ministro hayan detallado iniciativas concretas “para resolver el problema urgente de la seguridad ciudadana”. También consideró “bastante débiles” las medidas del Ejecutivo en el sector Educación.

Además, recordó que Vizcarra asumió la presidencia en marzo del 2018, por lo que a 19 meses de su gestión, varios de sus anuncios debieron haberse concretado antes.

Juan Sheput (Contigo) sostuvo que el mensaje fue repetitivo. “Volvió a decir que dará un nuevo impulso a la reconstrucción. Eso es un homenaje a la incapacidad de este gobierno, que sigue lanzando promesas”, dijo.

En tanto, Richard Arce (exmiembro de Nuevo Perú) calificó de inconsistente que Zeballos señalara que el proyecto minero Tía María no se ejecutará sin condiciones sociales y ambientales, pero el mismo día el Consejo para la Minería del Ministerio de Energía y Minas confirmara la licencia para la construcción de la obra en Arequipa.