Susana Villarán reconoció en su momento que la campaña por el No a la revocación fue "difusa". (Foto: Renzo Salazar / GEC)
Susana Villarán reconoció en su momento que la campaña por el No a la revocación fue "difusa". (Foto: Renzo Salazar / GEC)
René Zubieta Pacco

La situación legal de ha llegado a su punto más álgido, por el momento. El fiscal Carlos Puma, del equipo especial del Ministerio Público para el Caso Lava Jato, solicitó que se varíe la actual orden de impedimento de salida del país que mantiene la ex alcaldesa de Lima por una más gravosa: 36 meses de prisión preventiva. La medida también se ha planteado para el ex gerente general de la comuna José Miguel Castro y otros ex funcionarios, como Gabriel Prado.

Esta situación se da en torno a la investigación contra Villarán y otros por los presuntos aportes de las empresas brasileñas Odebrecht y OAS para la campaña del 2013 por el No a la revocación, así como a la de la reelección del 2014 en el caso de la segunda compañía citada.

Asimismo, la pesquisa también aborda la concesión del proyecto Vías Nuevas de Lima a favor de Odebrecht y mediante la empresa Rutas de Lima (enero del 2013) y la ejecución del proyecto Línea Amarilla (o Vía Parque Rímac). En este último caso, cabe recordar que en febrero del 2013 la gestión de Villarán suscribió con OAS la adenda N°1, que permitió a esta compañía ampliar su concesión de peajes de 30 a 40 años.

La tesis fiscal es que Susana Villarán y una “asociación ilícita” creada por ella efectuaron acciones para perpetuarse en el poder y pidieron dinero a las constructoras brasileñas a cambio de beneficios. De acuerdo al requerimiento fiscal, las dos empresas entregaron US$10 millones para ambas campañas.

—Lo reportado para la campaña del No—
El 18 de abril del 2013, a un mes de la consulta de revocación en donde ganó el No, el responsable del equipo legal de campaña Marco Zevallos presentó el informe de ingresos y egresos de campaña ante el Tribunal de Honor del Paco Ético Electoral del Jurado Nacional de Elecciones (JNE). Al respecto, Villarán dijo ante la Comisión Lava Jato el 4 de setiembre del 2017 que por entonces no restaba regulada la entrega de reportes financieros ni era obligatorio, pero acotó que se hizo por una “obligación moral”.

El reporte consignó ingresos por un total de S/ 1'614.321,50, siendo el rubro 'donaciones' —en donde no se consignan los detalles— el que representó el mayor submonto: S/ 816.121,50.

En cuanto a los egresos, se reportó un total de S/ 1'612.322. El rubro 'medios de comunicación, canales TV' significó el submonto mayor: S/ 976.522. Y se incluye también un pago de S/ 432.000 a FX Comunicaciones, del publicista Valdemir Garreta.

Captura.
Captura.

Cabe señalar, sin embargo, que de acuerdo al requerimiento fiscal, José Miguel Castro pidió —entre fines del 2012 e inicios del 2013— US$3 millones a Odebrecht y la misma cifra a OAS para la campaña por el No. Hasta el momento, se sabía por anteriores declaraciones que Odebrecht habría entregado US$3 millones y OAS, US$1 millón. Jorge Barata, ex representante de la primera compañía en el Perú, incluso ha señalado que la ex alcaldesa lo llamó para agradecerle.

Sobre los servicios de publicidad, Villarán declaró a la fiscalía el 5 de diciembre del 2017 que el ex primer ministro Salomón Lerner Ghitis quien le presentó al publicista Luis Favre. Dijo haber conversado con este último sobre el interés en sus asesorías. "De ahí no sé más cómo se contrató, quién le pagó y otros detalles", aseguró.

—El desbalance por la campaña a la reelección—
El 22 de octubre del 2014, Marco Zevallos, por entonces personero legal del movimiento Diálogo Vecinal, presentó fuera de fecha el reporte de aportes y gastos de campaña —al 30 de setiembre de ese año— de reelección de Susana Villarán como alcaldesa de Lima.

Captura.
Captura.

El total de ingresos de campaña consignado fue de S/ 1’336.600, siendo S/ 1’226.600 el mayor submonto por “aportaciones individuales en efectivo y en especie”.

En cuanto a los gastos, se informó que alcanzaron S/ 1’335.577, siendo S/ 1’099.987 el mayor submonto, que se refirió a “gastos de publicidad electoral efectuados en medios de comunicación”.

Captura.
Captura.

Sin embargo, la Gerencia de Supervisión de Fondos Partidarios de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) presentó un informe de verificación el 12 de mayo del 2015, dando cuenta de un desbalance. Y es que, según el documento, la organización política “no ha informado a la ONPE gastos en publicidad electoral por la suma de S/ 2’765.180,34 y en tales circunstancias estaría incurriendo en omisión de información financiera…”.

Captura.
Captura.

—Negó haber recibido coimas—
En distintas oportunidades, la ex alcaldesa Susana Villarán ha negado estar involucrada en coimas. La última se dio el martes pasado ante la Comisión de Defensa del Consumidor del Congreso, donde negó algún “quid pro quo [intercambio]” entre su gestión y Odebrecht y OAS. “No es que uno está esperando que le den platita por lo bajo para firmar un contrato. Esto tiene un proceso”, aseveró respecto a la obra Vías Nuevas de Lima, concesionada por su gestión al a primera compañía.

“Que quede clarísimo, para todo el mundo, que no he recibido, propiciado ni tolerado coima alguna durante la administración municipal bajo mi responsabilidad entre el año 2011 y el 2014, tiempo en el que serví a mi ciudad entregándome entera y contando con un gran equipo humano capaz, comprometido e íntegro”, dijo también en un post en Facebook el 12 de octubre del 2018.

En otros momentos, sostuvo que su gestión “fue un ejemplo de transparencia” y descartó tener cuentas en paraísos fiscales, propiedades compradas con dinero sucio o desbalance patrimonial. Asimismo, calificó como “andanada de falsedades” las versiones del empresario brasileño Valdemir Garreta y de Jorge Barata.

“Nunca he pedido ni recibido coimas o sobornos. Pueden investigar todo lo que quieran, no van a encontrar lo que no existe”, ratificó el 4 de setiembre del 2017 ante la Comisión Lava Jato.

—Dificultad de contabilidad la campaña del No—
Ese día, ante la referida comisión, Susana Villarán consideró que la campaña por el No fue “difusa”, de muchos rostros y reconoció que “no fue fácil llevar la contabilidad de lo que se gastaba, pues muchos colectivos y personas contrataban directamente carteles y otro tipo de publicidad. Sin embargo, y a pesar de que no existía la obligación legal de hacerlo sí existía un compromiso ético. Por ello, logramos ordenar parte importante de estos aportes de los partidos, profesionales, movimiento de mujeres entre otros”.

En esa línea, agregó que fueron “muchos partidos políticos y colectivos” los que estuvieron detrás dela campaña por el No, por lo que al final se consolidó “gran parte de lo que se recaudó y lo que se gastó”.

En otro momento, mencionó que organizaciones como el Partido Popular Cristiano (PPC), Acción Popular y el Partido Humanista hicieron su propia campaña.

—Polladas y otros fondos para la campaña del No—
En ese pronunciamiento ante la Comisión Lava Jato que tenía por escrito y que aquel día publicó en su página en Facebook, acotó que fueron “miles de ciudadanos y colectivos” los que financiaron la campaña”.

En ese sentido, no precisó quién o quiénes manejaron los fondos. Pero aseveró que hubo “ingresos por actividades, festividades, cenas, actividades profondos de los distintos colectivos, ventas”.

“¿Quiénes se hacían cargo? Varias personas, de polos, volantes, paneles, de todo eso. ¿Cómo se hizo la síntesis de todo aquello que se recibió y egresó en la campaña? Se hizo al final del proceso por un grupo de personas de los diferentes colectivos que se reunió y pusieron en blanco y negro todas las contabilidades dispersas que se tenían”, explicó. Descartó también haber recibido personalmente montos de dinero o haber manejado el mismo.

De acuerdo al reporte presentado ante el Tribunal de Honor, por actividades profondos en comités distritales (polladas, anticuchadas, truchadas) se recaudaron S/ 269.000. Asimismo, por "cenas y otros profondos" en un chifa y un restaurante se obtuvo S/ 145.000.

Captura.
Captura.

TAGS RELACIONADOS