Créditos: ANDINA / Prensa Presidencia. Reservistas del Ejército del Perú, empresas privadas, municipios, personal médico y cientos de voluntarios siguen sumándose a las diversas acciones solidarias durante esta cuarentena por el COVID-19.
Créditos: ANDINA / Prensa Presidencia. Reservistas del Ejército del Perú, empresas privadas, municipios, personal médico y cientos de voluntarios siguen sumándose a las diversas acciones solidarias durante esta cuarentena por el COVID-19.

La pandemia del COVID-19 (coronavirus) en el Perú está ingresando a un periodo clave que nos exige doblegar los esfuerzos para evitar que los contagios se incrementen. Energía es lo que nos sobra. Así lo estamos demostrando al respetar la cuarentena, lavarnos las manos constantemente por 20 segundos, desinfectar nuestros hogares y usar mascarillas al salir de casa. Lo hemos demostrado incluso al adecuarnos al teletrabajo y a la educación remota de los niños.

Por eso, Pluspetrol cita y aplaude las acciones colectivas de ayuda, respeto y optimismo, una mezcla poderosa que nos llena de esperanza en esta cuarentena y nos avizora un mejor futuro. Hagamos un repaso y recarguemos de energía para seguir adelante.

1. Voluntariado de corazón

Más de 20.000 jóvenes, la gran mayoría estudiantes de carreras de Salud y/o Medicina, se unió a Voluntarios del Bicentenario, una iniciativa estatal que busca brindar soporte remoto a miles de personas de la tercera edad en todo el país. A través de llamadas telefónicas, los voluntarios harán un seguimiento de la situación de nuestros adultos mayores. Estarán al pendiente de su salud, alimentación, emociones, entre otros aspectos. ¿Quieres unirte? Ingresa .

Créditos: ANDINA / Difusión
Créditos: ANDINA / Difusión

2. Soporte a los más vulnerables

Empresas, parroquias e incluso jugadores de fútbol han realizado donaciones (económicas o de víveres) o se han unido al Estado para apoyar a las personas en situación vulnerable. Pluspetrol, por ejemplo, se alió con los ministerios de Salud y de Cultura para entregar sobre el COVID-19 en lenguas originarias a los pueblos amazónicos yine y matsigenka del Bajo Urubamba, en la selva de Cusco.

Créditos: Archivo El Comercio
Créditos: Archivo El Comercio

3. Una “Casa de todos”

Medios de comunicación nacionales e incluso internacionales —como la revista Time— han destacado que la Municipalidad Metropolitana de Lima haya acondicionado la histórica Plaza de Toros de Acho para la construir la , un albergue temporal con capacidad para 130 personas que vivían en la indigencia. Madres solteras, pero sobretodo adultos mayores, hoy reciben alojamiento, atención médica y psicológica. Lo mejor: estas personas no volverán a las calles, pues ya se está trabajando en la Casa de todos del futuro.

Créditos: ANDINA / Difusión
Créditos: ANDINA / Difusión

4. Héroes que nos resguardan

Más de 7.500 del Ejército del Perú también se sumaron a los cuarteles de las diferentes ciudades del país para ponerse al servicio de la nación. A paso seguro, estos jóvenes han demostrado no solo su sentido de patriotismo, sino también de colaboración, uniéndose a una de las tareas más importantes: resguardar la seguridad y hacer respetar el aislamiento social para evitar la propagación del coronavirus.

Créditos: ANDINA / Difusión
Créditos: ANDINA / Difusión

5. Prendas solidarias

Ni bien el Estado dispuso la norma técnica para la elaboración de mascarillas de uso comunitario, 15 empresas textiles se comprometieron a fabricar 10 millones de estas prendas que serán repartidas a toda la ciudadanía. Además, otras 6 empresas donarán más de 350 mil piezas, entre mascarillas, gorros, cubre zapatos y mandilones, fabricados especialmente para personal del Ministerio de Salud.

Créditos: ANDINA / Difusión
Créditos: ANDINA / Difusión

Aunque el coronavirus es el mismo en todo el mundo, la forma de enfrentarlo en cada país es diferente. En estos días, el Perú ha salido adelante porque muchas personas pensaron también en los demás. Sigamos así para superar esta crisis lo más pronto posible.

PUBLIRREPORTAJE