En esta fotografía vemos, de izquierda a derecha, al príncipe Harry y a Meghan Markle, la duquesa de Sussex, conversando con Oprah Winfrey. (Foto: Joe Pugliese / Harpo Productions vía AP)
En esta fotografía vemos, de izquierda a derecha, al príncipe Harry y a Meghan Markle, la duquesa de Sussex, conversando con Oprah Winfrey. (Foto: Joe Pugliese / Harpo Productions vía AP)
Redacción EC

Finalmente la esperada entrevista entre el , su esposa y salió a la luz. La separación definitiva de esta pareja y la familia real británica se dio hace algunas semanas y esta entrevista era el eco de la confirmación que esa decisión —que tardó casi un año en ser refrendada— tuvo como cierre.

MIRA: Meghan Markle denuncia campaña de desprestigio de parte de la monarquía británica

El formato del encuentro tenía como primera invitada a la actriz estadounidense ante Oprah, a quienes luego se uniría el duque de Sussex. Conforme iba avanzando las preguntas entre las dos primeras, Markle fue hablando sobre varios detalles íntimos de lo que vivió durante su vida en el .

La duquesa confesó que durante su estancia con la familia real pasó por toda una experiencia depresiva que la llevó a tener : “Simplemente ya no quería vivir más”, le dijo a su entrevistadora mientras su voz se empezaba a quebrar.

MIRA: ¿Cómo se estropeó la relación de Meghan y Harry con el Palacio de Buckingham y los tabloides británicos?

Ya no quería estar viva. Estaba avergonzada de admitir lo que me pasaba y al mismo tiempo, avergonzada de tener que decírselo a Harry por lo mucho que él había sufrido. Pero sabía que si no lo contaba, lo haría”, relató Markle.

Mientras tanto su esposo, el príncipe Harry, no dudaba de comparar esta situación con la que padeció su madre, la princesa Diana de Gales, en la década de los años 90. “Me siento realmente decepcionado con mi padre porque dejó de responderme al teléfono cuando él ha pasado por algo similar. Ha habido mucho dolor”, señaló el duque.

MIRA: 5 “explosivas” declaraciones de Meghan Markle y el príncipe Harry en su entrevista con Oprah Winfrey

Por su parte, Markle contó que tras haberle confesado a la casa real de Reino Unido su situación, esta le dio la espalda. “Recuerdo esta conversación como si fuera ayer, porque me dijeron: ‘Mi corazón está contigo porque veo lo mal que estás, pero no hay nada que podamos hacer para protegerte, ya que no eres una empleada asalariada de la institución’”, añadió.

El real racismo de los Windsor

Durante el primer embarazo de Meghan, se hicieron comentarios bastante imprudentes respecto al color de piel que el niño tendría al nacer. Esta observación fue realizada por uno o varios miembros de la familia real, una precisión que los duques no quisieron abordar durante la entrevista.

La supuesta gran preocupación de la familia real se sustentaba en que Meghan es mestiza, ya que es hija de un matrimonio conformado por madre afroamericana y padre de rasgos caucásicos. Markle aseguró que en el palacio de Buckingham se le avisó de que Archie no tendría títulos nobiliarios por su color de piel.

En los meses en los que yo estaba embarazada hubo (...) preocupaciones y conversaciones sobre lo oscura que podría ser su piel cuando naciera”, dijo Markle. Evidentemente, esto causó una herida ya que los duques se sintieron apartados de la familia real.

Esta versión, respecto al racismo de la familia real contra su menor hijo, fue corroborada por el propio príncipe Harry. Sin embargo, ninguno dio nombres o el contenido íntegro de esa conversación.

Sería demasiado perjudicial para ellos”, señaló Markle. Y aclaró que el tema sobre el color de piel de Archie no se abordó una sola vez, sino varias.

Se sabe, gracias a la prensa británica, que la reina Isabel II no tenía planes de ver la entrevista de su nieto y su esposa. Mientras que, hasta el cierre de esta nota, el Palacio de Buckingham no ha hecho ningún comentario sobre el contenido de la entrevista.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Entrevista de Enrique y Meghan cayó como una bomba en Reino Unido
Entrevista de Enrique y Meghan cayó como una bomba en Reino Unido

TE PUEDE INTERESAR