Redacción EC

La marca alemana BMW ha demostrado tener un compromiso con el medio ambiente al poner en el mercado sus modelos i3 e i8. Pero su tecnología eléctrica e híbrida no impide que sean un ejemplo de exclusividad y lujo.

En ese sentido, la división de BMW en la República Checa ha presentado una edición especial de ambos vehículos con una característica en particular: ambos cuentan con una pintura dorada debido a que han sido rociados con oro de 24K.

Es de este modo que nacen los BMW i3 y BMW i8 Starlight Edition, cuyo diseño estuvo al mando del pintor profesional Miroslav Špičák con la colaboración de Zoltán Matuška. El color de la carrocería se complementa con un tono oscuro en la parte superior de ambos autos.

La misma técnica ha sido utilizado para el interior del BMW i3 y el BMW i8, caracterizándose por llevar un tono dorado en zonas como el salpicadero, consola centrar, volante y marcos de las puertas.

Ambos ejemplares han sido presentados como piezas únicas que pronto entrarán a subasta. Hasta el momento no existe información referida al precio que podrían alcanzar ambos ejemplares, pero se sabe que superará los US$ 44 mil y US$ 170 mil que cuestan el BMW i3 y BMW i8 en sus versiones de fábrica.

TAGS RELACIONADOS