Una investigación en el Reino Unido demuestra que, todos los años, se desechan 2 mil toneladas de plástico contaminante en esa región del mundo. (Foto: Shutterstock)
Una investigación en el Reino Unido demuestra que, todos los años, se desechan 2 mil toneladas de plástico contaminante en esa región del mundo. (Foto: Shutterstock)
Arturo León

Halloween se celebra en el Perú tanto o más que el Día de la Canción Criolla. Se organizan fiestas, eventos de terror, experiencias oscuras, los niños se disfrazan, también los adultos, los restaurantes cambian su look, Rappi y Glovo hacen promociones, las tiendas de retail abren una sección especial en sus páginas web y en los supermercados se venden más calabazas que tomates.

Si aquí es así, imaginen lo que será Estados Unidos, el lugar donde se celebra con mayor efusividad la popular y también llamada Noche de Brujas todos los 31 de octubre. O en el Reino Unido, donde se calcula que unas 30 millones de personas se disfrazarán la noche de este jueves. Se sabe el número gracias una investigación conjunta de dos instituciones benéficas cuyo último propósito es alentar esta celebración. Todo lo contrario, los estudios arrojan cifras de terror –literal- en cuanto al uso del plástico en Halloween.

y , organizaciones ambientales, han presentado un informe cuya principal conclusión (y la más fuerte) es la siguiente: se estima que más de 2 mil toneladas de residuos plásticos –que equivalen a 83 millones de botellas- se generar a partir de usar y desechar ropa y accesorios relacionados a Halloween. Luego de analizar 19 tiendas como Amazon, Tesco, Asos, John Lewis, etc, se descubrió que el 83% del material que se utiliza para estos artículos es plástico contaminante.

Cada año cada vez son más las personas que se unen a esta celebridad y gastan en disfraces, productos decorativos, etc. (Foto: Martín Herrera)
Cada año cada vez son más las personas que se unen a esta celebridad y gastan en disfraces, productos decorativos, etc. (Foto: Martín Herrera)

Lo más aterrador de Halloween ahora es el plástico. Cada año se compran más disfraces a medida que aumenta el número de personas que participan en Halloween. Los consumidores deben tomar medidas para evitar comprar plástico nuevo y aún vestirse para comprando en tiendas de caridad o reutilizando disfraces o haciendo los suyos con materiales no plásticos ", dijo Chris Rose, de Fairyland Trust, a “The Guardian”.

Otro de los datos que arrojó el estudio y preocupa es que se estima que 7 millones de atuendos se desechan cada año en Noche de Brujas y solo una pequeña porción se recicla. Lo que se busca con esta información es que tanto fabricantes como minoristas tomen conciencia a la hora de fabricar sus productos para este tipo de celebraciones.

El director ejecutivo de Hubbub asegura que los resultados de la investigación “son horribles” y la huella que deja Halloween va más allá del uso y desecho desconsiderado de disfraces. “Hay otros plásticos que se utilizan para decorar fiestas, por ejemplo, que no se han tomado en cuenta”.

(Foto: AFP)
(Foto: AFP)

Marks & Spencer, una importante tienda del Reino Unido, fue una de las pocas en responder a los llamados de The Guardian luego de conocerse los resultados de la investigación. Esto fue lo que dijo un portavoz: “La ropa infantil que vendemos está diseñada para ser de buena calidad. Vendemos disfraces que se pueden volver a usar o compartir con amigos o familiares. En todo nuestro negocio, abordamos el uso del plástico bajo tres pilares: reducir, reutilizar y reciclar”.

Amazon, la tienda virtual más grande del mundo, se negó a hacer algún comentario al respecto según “The Guardian”.

En Perú no existe ningún estudio sobre el tema pero que esta nota nos haga reflexionar: ¿compramos disfraces nuevos todos los años? ¿Alguno de ellos se puede reciclar? ¿Cuántos de los artículos que compramos por Halloween están hechos de materiales no contaminantes? ¿Por qué no decorar la oficina con los mismos adornos de años pasados? Celebremos, pero con mesura.



TAGS RELACIONADOS