Por Sandro Ventura Mantilla

No fue fácil decidirme a escribir "Papá X Tres". Inicialmente la película se iba a centrar en un joven de 30 años con tres hijos pre adolescentes con serias dificultades para conseguir novias. Y aunque aún quedan rezagos de ese tema en la cinta, el relato fue mutando para centrarse en la relación del joven padre y sus tres hijos.

Tomaba como punto de partida mi propia historia, no por considerarme el mejor padre del mundo, sino porque siento que lo que me pasó, con aciertos y no pocos errores, fue bastante particular. Era tener tres hijos antes de los 21 años y hacerme cargo de ellos a tiempo completo, luego de divorciarme a los 27.

Mientras todo eso sucedía trabajaba en TV+, la popular revista que el diario El Comercio publicaba en los años noventa y a la cual guardo enorme cariño. Me la pasaba haciendo entrevistas, en rodajes de telenovelas, sets de televisión, conciertos, premieres, etc. y a la par lidiaba con un departamento con tres niños en plena etapa escolar. Estaba obligado, era mi responsabilidad, así que encontré que la mejor forma hacerlo era pensando en positivo. Todo pasa por algo.

Los abuelos Willy y Camucha, padres de Sandro, fueron parte fundamental de la historia real. En pantalla son interpretados por Gianfranco Brero y Ca,ucha Negrete. (Foto: Archivo personal).
Los abuelos Willy y Camucha, padres de Sandro, fueron parte fundamental de la historia real. En pantalla son interpretados por Gianfranco Brero y Ca,ucha Negrete. (Foto: Archivo personal).

Ni siquiera iba a dejar de lado mi sueño de hacer cine, mi verdadera vocación, por más que ser cineasta en un Perú sin industria audiovisual y con nulo apoyo y entendimiento de ésta por parte del estado, complicará aún más las cosas.

Cuando empezaron a vivir conmigo, mis hijos ya tenían entre 12 y 9 años (como aparecen en la película). Atrás quedaron los pañales de tela y la escasez de leche NAM, cuando uno tenía que ir de farmacia en farmacia para encontrar al menos una lata.

Entendía perfectamente que mis hijos eran mi prioridad y que iba a tener que postergar muchas cosas por ellos. Aprendí a hacerlo, siempre tratando de arrancarles una sonrisa, enseñándoles que con creatividad también se puede disfrutar, así haya días sin luz por falta de pago. A esas alturas, viajes, zapatillas de marca o alguna prenda de moda eran cosas secundarias. A través de mis hijos aprendí a ser generoso, a dar más que recibir. Y justamente de eso trata “Papá X Tres”.

Sandro papá y Sandro hijo en reciente reecuentro en Canadá, donde vive el segundo. (Foto: archivo personal).
Sandro papá y Sandro hijo en reciente reecuentro en Canadá, donde vive el segundo. (Foto: archivo personal).
Alain Ventura y su hermano Sandro compusieron la banda sonora de la película "Papá X tres". Él también es chef en Toronto. (Foto: archivo personal).
Alain Ventura y su hermano Sandro compusieron la banda sonora de la película "Papá X tres". Él también es chef en Toronto. (Foto: archivo personal).

Al comienzo de la película, Rafael, el personaje que interpreta un impecable Juan Carlos Rey de Castro, pregunta: ¿si te concedieran un deseo, lo regalarías? Creo que es una pregunta clave que la cinta responde y que permite entender lo que en verdad significa ser papá.

No es fácil serlo. De hecho, Juan Carlos le otorga a su personaje esa perfecta dosis de inseguridad y miedo que muchos padres hemos pasado ante la inminente llegada de cada fin de mes. Sin embargo, vale la pena embarcarse en este viaje.

"Papá X Tres" se estrena el 12 de setiembre en todas las salas y yo no puedo estar más emocionado. Es una película especial, no solo porque es muy personal sino también porque significó un reencuentro con mis tres hijos: Macarena es la productora ejecutiva y Sandro y Alain, quienes viven en Toronto, han compuesto la maravillosa música y canciones de la película. Una reunión que por si fuera poco también sirve de agradecimiento a todas los familiares y amigos que nos acompañaron en mi peculiar viaje de ser papá de tres. Vayan a verla al cine, no se van a arrepentir.//