María Antonia (de rayas) y María Eduarda (la cumpleañera) se han convertido en las niñas brasileñas más populares del mundo por estos días.
María Antonia (de rayas) y María Eduarda (la cumpleañera) se han convertido en las niñas brasileñas más populares del mundo por estos días.
Gabriela Machuca Castillo

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

Sucedió en Pato Branco, Brasil. El último video viral de Internet, del que se han desprendido memes y bromas por doquier, se enclava en el cumpleaños número 3 de una pequeña niña llamada María Eduarda, la misma que cuando está a punto de soplar las velas de la torta, es interrumpida por su hermana mayor de seis años, María Antonia. En lo que para muchos constituye una travesura, y para otros una reacción malintencionada, la segunda le roba el protagonismo a la agasajada al apagar primero las llamas. Esto desata la ira de María Eduarda, quien termina jalándole los cabellos y llorando desconsoladamente ante la sorpresa, preocupación y risas de los asistentes de la fiesta.

, Gabriela Aureluk, el hecho se habría producido cuando la mayor sintió celos por la atención concentrada en la más chica; pero que ambas son niñas que se quieren mucho y que tienen una relación sana y normal. De hecho, ella contó que tras el incidente, ambas partieron el pastel. La versión se puede corroborar en la , donde las dos vienen divirtiéndose grabando historias y agradeciendo los regalos que marcas y comercios locales del Estado de Pernambuco les han hecho llegar por su reciente celebridad.

Debido a su reciente celebridad, ambas hermanas ahora reciben regalos de marcas y comercios locales. Aquí junto a su madre (a la derecha) y su madrina, quien subió el famoso video a su cuenta de Instagram.
Debido a su reciente celebridad, ambas hermanas ahora reciben regalos de marcas y comercios locales. Aquí junto a su madre (a la derecha) y su madrina, quien subió el famoso video a su cuenta de Instagram.

Más allá del viral, el video evidencia una situación tan cotidiana como difícil: las riñas por celos entre hermanos o primos. O entre amigos, si esto ocurre en un salón de clases o en el parque. ¿Cómo se explican esas reacciones desde el punto de vista psicológico y qué podemos hacer los padres o adultos si presenciamos una situación similar para contribuir a la resolución del conflicto? Para conocer las respuestas, buscamos a dos expertas.

La psicóloga especialista en crianza y desarrollo, Lara Aguirre, explica sobre el viral: “la conducta de ambas refleja la dificultad de regular sus emociones, eso es algo que experimentan todos los niños pequeños (con diferencias individuales) hasta aproximadamente los seis años. Ellos son impulsivos por naturaleza y tienden a reaccionar cuando se frustran. Les cuesta mucho cuando las cosas no salen como ellos esperan, por lo que tienden a llorar, molestarse y perder los papeles. Es parte de la edad y tenemos que comprenderlo como tal”. Y continúa: “Por otro lado, no podemos deducir del episodio que exista una fuerte rivalidad entre ambas. Los celos entre hermanos son normales, y el hecho de que sea el cumpleaños de la hermana menor y que se esté llevando toda la atención es difícil de sobrellevar para la mayor. Podría tratarse simplemente de eso”.

Aguirre, quien también tiene presencia en redes sociales a través de , sugiere a los papás o adultos ayudar a gestionar las emociones y acompañarlos a comprender lo que ocurrió. “Es importante detener la pelea y conversar con los niños involucrados en un lugar tranquilo. Lo mejor que podemos hacer cuando se frustran es ayudarlos a entender lo que les pasa, poniéndoles en palabras sus emociones. ‘Cada vez que lo hacemos no solo contribuimos a la calma y fortalecemos el vínculo, sino que los ayudamos a regularse internamente y a madurar emocionalmente. Te molestaste mucho porque se te derrumbó tu torre, a veces pasa…’; ‘estás molesto porque no puedes ponerte los zapatos solo, poco a poco vas a aprender… cuando yo era chiquita tampoco podía…’”.

Por otro lado, señala, ningún niño es de por sí malo. “Así que toda mala conducta, mal humor y demás manifestaciones ‘negativas’ tienen una razón de ser. Si bien es necesario e importante pedir ayuda profesional en determinados casos, también debemos saber que hay mucho que podemos hacer utilizando nuestra intuición y ese ‘sexto sentido’”.

Riñas en las aulas

¿Y qué sucede cuando los choques entre niños pequeños se producen en los salones de los nidos o los colegios? Karen Ledesma, licenciada en educación inicial y especialista en intervención TEA, aclara en primer lugar que, aunque ocurren, estos no se producen con tanta frecuencia como el contexto del hogar.

“Situaciones parecidas a las de este video viral -aunque no se sepa mucho más allá de los 25 o 30 segundos que se han editado- son propias de la convivencia. No se pueden evitar en el aula, pero sí manejarse. Lo que solemos hacer es establecer acuerdos desde que empieza el año, así como crear vínculos amicales. Y dialogar con ellos. Eso es fundamental. Se les conversa sobre qué es un conflicto, ponemos ejemplos para que ellos mismos nos ayuden a resolver. De esa manera entienden qué está pasando. Si hay una riña como la del video, el profesor (a) debe separar siempre a los pequeños y luego conversar. Siempre conversar”.//

VIDEO RECOMENDADO

Sugerencias para manejar los celos infantiles: